Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming

· Gracias a la mezcla de espectáculo y romanticismo, Lo que el viento se llevó ha quedado grabada a fuego para siempre en la historia del Séptimo Arte.

Parte X: Lanzamiento de la película

La ciudad de Atlanta no acaba de creerse que haya sido la elegida para la première de Lo que el viento se llevó. Para celebrar el acontecimiento, el Go­bernador de Georgia ha decretado tres días de fiesta. En las calles de la ciudad trescientas mil personas se agolpan sobre la comitiva que da la bienvenida a Da­vid O. Selznick, Vivien Leigh y Olivia de Havilland. Otra gran recepción aguarda en el aeropuerto a Clark Gable, que llega a la ciudad en un avión de la American Airlines en cuyo costado se puede leer “MGM’s Gone with the wind”. Caravanas, confetis, bandas de música y una ovación continuada acompaña a los héroes de es­ta nostálgica ciudad sureña.

También asiste al estreno Margaret Mitchell, que durante tres años ha renunciado a entrevistas y reportajes y se ha escondido de la atención pública. Al término de la proyección la escritora declara por fin ante los mi­cró­­fonos y no oculta que está muy emocionada y muy satisfecha de la adaptación cinematográfica de su obra. En su opinión todos los actores han hecho justicia al personaje que debían interpretar; por eso, y por muchas cosas más, esa ha sido la mejor noche de su vida.

Una película para la historia

Poco después vendría el reconocimiento de los Oscar. El 29 de febrero de 1940, en la entrega de premios de la Academia de Holly­wood, Lo que el viento se llevó hi­zo historia en los anales de Hollywood al sumar trece nominaciones y ganar en casi todas las categorías: obtuvo diez premios, ocho en competición y dos en galardones especiales (a Da­vid O. Selznick por la producción, y a Ca­me­ron Menzies por los efectos de la cinta). Entre los Oscar competitivos estaban los más importantes, como los de mejor película, director, actriz principal (Vivien Leigh) y guion adaptado (póstumo, para Sydney Howard). Ganó también el de mejor actriz de reparto, al que optaban Olivia de Havilland por Melanie y Hattie McDaniel por Ma­mmy. Cuando se su­po que esta última había sido la ganadora, la sorpresa fue mayúscula. Por primera vez en la historia una actriz de color conseguía un Oscar.

Lo que el viento se llevó (1939)
Lo que el viento se llevó (1939), una película para la Historia del Cine

También el público estaba satisfecho. La cinta recuperó en pocas semanas los cuatro millones que había costado, y en unos meses más se convirtió en la película más taquillera de todos los tiempos. Tras un año de estrenos itinerantes, en diciembre de 1940 la MGM lanzó de nuevo la cinta a escala nacional, y estuvo entonces tres años más en cartelera. En muchos países se exhibió durante más de un año, entusiasmando a riadas de espectadores. En 1943 había recaudado 31 millones de dólares, dejando muy atrás a las anteriores cintas más taquilleras: Blancanieves y los siete enanitos (1937), con 8 millones, y San Francisco (1936), con 2,7.

Tras varias reposiciones (1947, 1954, 1961…) se estre­nó en televisión en 1976, y a partir de entonces ingresó ya muy poco en los cines. En 1987, la revista Variety informaba que su taquilla en todos estos años ascendía a 76,7 millones de dólares y estaba situada en el puesto número 22 de las cintas más rentables. Pero estas cifras engañan, porque el dólar de hace setenta años vale mucho más que el de hace vein­te. Como dato orien­tativo, la misma Variety señalaba en 1989 que la taquilla actualizada de Lo que el viento se llevó podía calcularse entonces en 840 millones de dólares. Y esa cifra sería hoy superior a los dos mil millones de dólares, lo que la convierte con certeza en la más rentable y la más vista de todos los tiempos.

Con independencia de la taquilla, y debido en partes iguales a la acertada mezcla de espectáculo y romanticismo, al interés popular con que se siguió la producción y al atractivo nostálgico de su leyenda, Lo que el viento se llevó es una película que ha quedado grabada a fuego para siempre en la historia del Séptimo Arte.

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte I)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte II)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte III)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte IV)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte V)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte VI)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte VII)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte VIII)

Lo que el viento se llevó (1939) // Víctor Fleming (parte IX)