¡Al abordaje!

Comedia ligera sobre sobre jóvenes adultos, millenials en su mayoría, en pleno verano y con mal de amores

¡Al abordaje! (2020)
¡Al abordaje! (2020)

¡Al abordaje!: Jóvenes entrañables

· Crítica de ¡Al abordaje! | Estreno 23 de julio de 2021.
· La película está rodada casi como un documental doméstico, la cámara es ligera y corre rápida de un paisaje a un protagonista y luego a otro.

Félix decide pasar unos días de verano junto a su amada Alma, a quien conoció hacía pocas semanas. Sin prevenirla se embarca hacia el sur, hacia un camping en los confines del pueblo donde ella vive. Viaja con Chárif, su mejor amigo, en el coche de Edouard, a quien acaban de conocer y engañar para que les lleve en su coche. Conviene decir que tanto Félix como Edouard son de origen africano y que no son nada acomplejados; y que tanto ellos como Edouard y Alma, y todo su entorno, no tienen ningún problema con ese detalle. Todos son franceses.

¡Al abordaje! es el cuarto largometraje de Guillaume Brac, que se está haciendo un nombre por sus guiones agudos y llenos de humanidad y sensatez. Se trata de una comedia ligera sobre sobre jóvenes adultos, millenials en su mayoría, en pleno verano y con mal de amores (diferente pues a otras cintas francesas como La clase o El taller de escritura). Hablan, bromean, se enfadan, se desenfadan, toman decisiones, se equivocan y mejoran. Sus problemas son normales y universales. Edouard es tímido, Félix es excesivamente lanzado, Chárif es discreto. Alma y su mejor amiga, y algunos de sus conocidos, están menos definidos, pero lo que se muestra basta y sobra para el propósito: todos son auténticos y sus respuestas a la llegada de los tres parisinos es real. Lo único que llama la atención, y hace pensar al espectador, es que el color de piel no cuenta para nada. Eso es lo grande de esta inteligente comedia, se trata de un paso adelante en la aceptación de lo que es la Francia actual, con más del doce por ciento de la población inmigrante. La relación entre estos jóvenes no tiene buenismos ni complejos. A ojos de Brac no hay diferencias; una historia amable con encuentros y desencuentros de unos jóvenes entrañables que dan que pensar al público.

La película está rodada casi como un documental doméstico, la cámara es ligera y corre rápida de un paisaje a un protagonista y luego a otro; a menudo irónica, siempre oportuna, invita al espectador a acompañar a estos jóvenes en su viaje, y se detiene tranquilamente al final, en la secuencia del baile de despedida, que resulta antológica y pone un broche de oro a la historia que no es más que una pequeña aventura que no salió como habían previsto.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Alan Guichaoua
  • Montaje: Héloïse Pelloquet
  • Diseño de producción: Marine Galliano
  • Duración: 95 min.
  • Público adecuado: +12 años
  • Distribuidora: Flamingo
  • Francia (À l’abordage!), 2020
  • Estreno: 23.7.2021
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año

Reseña
s
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.
Salir de la versión móvil