Arthur 3: La guerra de los mundos | Diminuteces y naderías

En esta tercera y última entrega de la saga, Arthur 3: La guerra de los mundos recupera su forma humana para detener a Maltazard, quien, más grande y poderoso que nunca, amenaza con destruir el mundo.

Lo más destacable del filme sigue siendo, al igual que en las entregas anteriores, su calidad técnica. La superposición de los mundos real y animado, así como la recreación de ambos, con una especial atención a los pequeños detalles, hacen de Arthur 3: La guerra de los mundos una cinta técnicamente impecable.

Sin embargo, Luc Besson (Adèle y el misterio de la momia) flojea en el guión. Si en la anterior entrega la escasez de historia podía estar justificada por considerarse un preludio a la gran batalla final, ahora no he podido evitar preguntarme dónde está la «guerra de los mundos» que anuncia el título. Y es que a la historia le falta una acción que va más allá de los incendios y explosiones que vemos en la pantalla.

Por otro lado, los escasos gags visuales no bastan para lograr esa «chispa» que encontramos en otras películas de animación. Quizás porque los personajes no consiguen llegarnos del todo, al igual que la historia. Me da la sensación de que el despliegue técnico se ha llevado consigo el lado humano que siempre ha atraído a todo tipo de espectadores.

Lo mejor: La realización.

Lo peor: La insipidez del guión.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Thierry Arbogast
  • Montaje: Julien Rey
  • Música: Eric Serra
  • Voces originales: Freddie Highmore, Mia Farrow, Robert Stanton, Cooper Daniels, Raphaël Bascoul-Gauthier
  • País: Francia
  • Duracion: 100 minutos
  • Público adecuado: Todos
  • Distribuidora: DeAPlaneta
  • Estreno en España: 13/05/2011

Arthur 3: La guerra de los mundos (Arthur 3 La Guerre des Deux Mondes)

Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año