Cobardes: Miedos y violencia

Guille y Gaby son dos chicos de 14 años, compañeros de clase en un IES de Hospitalet. Tienen situaciones familiares diferentes, pero tanto ellos como sus padres respectivos padecen preocupaciones y miedos. Gaby, por su parte, sufre el acoso canalla de Guille y su pandilla.

Cobardes se llevó el premio de la crítica y una mención especial del Jurado de Má­laga “por su valentía en la manera de afrontar un tema tan comprometido como la educación de los hijos”. Efectivamente, este es el principal activo de la película (la idea original surge de Filmax): hacer una historia que pusiera de relieve la violencia escolar y las actitudes que deben to­­mar los padres, profesores y alumnos an­­te semejante lacra.

Los codirectores miran al gran público y se muestran delicados en forma y fondo. La trama y subtramas que ponen en pie el guión -aun desarrollándose de un modo ex­cesivamente previsible- tienen una buena dosis del realismo, que interpela al espectador cuando se le muestra un ramillete de miedos: el miedo a una pérdida de trabajo, el miedo a defraudar, el miedo al desmoronamiento de una familia…

Por lo demás, el formato sigue siendo excesivamente televisivo, como ya ocurría en Tapas, aunque Cobardes es mejor. Se echa de menos una dirección de actores más exigente para que la película pueda coger peso. En el conjunto destacan las interpretaciones femeninas de Elvira Mín­guez (Trece campanadas) y de Paz Padilla, que se adapta bien a un registro dramático.

Ficha Técnica

  • País: España, 2008
  • Fotografía: David Omedes
  • Montaje: David Gallart
  • Música: Pablo Sala
  • Duración: 89 m. Jóvenes
  • Distribuidora: Filmax
  • Estreno: 25.IV.2008
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año
Reseña
s
Avatar
Profesora universitaria de Cine Español y Estética Musical. Directora Grado Comunicación en Centro Universitario Villanueva