El futuro: Solo para iniciados (¿iniciados en qué?: eso es otra cuestión)

Jason y Sophie son una pareja de eternos adolescentes; a los treinta y tantos, y tras cuatro años de vida en común -la mitad del principio de su vida juntos dirá más adelante otro personaje-, siguen viviendo de forma precaria, con trabajos sin entidad y escasa remuneración, en un piso diminuto y sin amueblar. Entonces se les ocurre adoptar un gato, un gato callejero herido, que irán a recoger al cabo de treinta días. Ese mes es el tema de esta película: la responsabilidad de la nueva criatura que va a entrar en su vida lleva a una serie de decisiones dramáticas, ambos dejarán sus trabajos y buscarán otros que les motiven más, Jason se contenta fácilmente, ella se siente frustrada y tendrá una aventura con otro hombre.

Cuatro años después de Tú, yo y todos los demás, Miranda July vuelve a sorprender tanto por su peculiar estilo independiente, como por lograr acabar un largometraje y conseguir que se distribuya. July crea un mundo mágico, absurdo y alegórico que se mantiene en pie como un castillo de cartas, gracias a la ingenuidad de sus personajes y al tono de fábula que tiene.

Sus personajes son imposibles, pero tienen rasgos fáciles de encontrar en miles de personas de su edad y condición, que comparten casa, aburrimiento, esperanzas y frustraciones. Las vidas absurdas que llevan (ella intenta crear un baile perfecto, él intenta vender un árbol) se mueven en el círculo del que luchan por salir hasta provocar el grito que ilustra el affiche de esta cinta; las ansias y temores al cambio, al compromiso y al futuro son un dedo puesto en la herida de una generación.

Resulta significativo que una de las pocas imágenes que decoran el pobre apartamento sea un dibujo imposible de M.C. Escher.

Imposibles son Sophie y Jason, encarnados por la propia Miranda July y Hamish Linklater, imposible es el tratamiento del tiempo tanto en su devenir cotidiano, como en la manera en que afecta a las vidas de los demás y sus compromisos. Como que Jason dice al comienzo de la película «puedo detener el tiempo», cosa que hará en un momento de la película. El montaje es extraordinario.

Lo mejor: El tono mágico de la historia merced a una gran labor de montaje.

Lo peor: Lo difícil que resulta seguir esta historia.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Nikolai von Graevenitz
  • Montaje: Andrew Bird
  • Música: Jon Brion
  • País: Alemania, Estados Unidos
  • Duración: 91 min.
  • Público adecuado: +18 años (temática, sexo incidental)
  • Distribuidora: Golem
  • Estreno en España: 16/12/2011

The Future

Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete
Reseña
s
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.