En tus manos: Cárcel de mujeres

La directora danesa de 40 años Annette K. Olesen dice haber pasado dos meses, junto con Kim Fupz, el otro guionista, “entrevistando a pastores religiosos, drogadictos, doctores expertos en fertilidad y cromosomas, así como trabajadores e internos de prisiones danesas”. Con esto quiere asegurarnos sin duda que el retrato social de En tus manos no es una ficción.

Tiene lugar en el bloque femenino de la Prisión Estatal de Nyborg (dicho sea entre paréntesis: ¡qué magníficas instalaciones, qué limpieza, qué trato tan humano a esas mujeres criminales!). Se trata de una película muy dura, producida en 2003 y sólo ahora comercializada en España, supongo que aun con mucho riesgo. Diría que es muy minoritaria, a pesar de una muy grande calidad cinematográfica.

- Anuncio -

La dureza del filme, segundo largo de la realizadora, no es tanto en lo físico visual sino en la temática, en la realidad vital de los caracteres, en sus decisiones ante casos graves, decisiones poco libres por la honda ignorancia personal, ignorancia no sólo moral sino de valores naturalmente humanos y, sin duda, desorientación religiosa cuando no vacío de fe.

Los temas que se tratan (importa menos el argumento) son la incomunicación, la ruptura de la familia y del matrimonio, la droga, el sexo, el aborto… Y, en un ámbito anterior, el conocimiento pleno de estas realidades más que humanas.

Sucesos, a veces límite, ante los que el ser humano se encuentra sin recursos. Sin finalidad ni convicciones su vida se viene abajo. La contrariedad, el dolor, la generosidad del sacrificio por el bien de otro… son jeroglíficos incomprensibles. Y es toda una sociedad la que Olesen presenta, simbolizada en este pabellón penitenciario de mujeres.

Un guión de factura muy sencilla en apariencia. Diálogos sobrios y cotidianos. Un ritmo en pausado crescendo hasta varios desenlaces convincentes, coherentes, cabría decir lógicos, dado el presupuesto de un egoísmo casi tan profundo como inconsciente.

También las imágenes son claras y sencillas en lo exterior. Las secuencias, más bien breves, permiten en esa misma brevedad presentar con más eficacia la cortedad de ideas, el pequeño mundo interior de los personajes, su alma escasa, que poco puede y sabe expresar. Grandes interpretaciones en todos y cada uno de los actores y actrices, y en especial en las dos protagonistas: Ann Eleonora Jörgensen (la protagonista de Italiano para principiantes) y Trine Dyrholm.

Ganadora del Premio Especial del Jurado en el Festival Internacional de Cine de Valladolid 2003, es de suponer que se premió esta valentía y perfección al presentar un panorama humano devastador, desolador. Desolación sólo superable por el espectador que conozca bien el suelo, el suelo moral que debe pisar.

Ficha Técnica

  • País: Dinamarca (Forbrydelser, 2004)
  • Fotografía: Böje Lomholdt
  • Montaje: Bodil Kjaerhauge, Molly Marlene Stensgard
  • Distribuidora: Pirámide
  • Estreno en España: 30.12.2005
Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete