El Gran Milagro

Un largometraje de animación sirve para hacer una sugerente catequesis audiovisual. ***

- Anuncio -

Director: Bruce Morris. Guion: Luis de Velasco.Montaje: Rafael Rivera Gamino y Alberto Binetti Randieri. Música: Mark Mckenzie. Distribuidora:  World Line Cinema. Público Adecuado: + 7  años. Duración: 70 minutos.

México. 2011. Estreno: 8/3/2013

A vista de ángel

Tres personajes en una encrucijada vital: Mónica no ha superado la muerte de su marido y se siente incapaz de sacar adelante sola a su hijo preadolescente, Chema sufre un serio problema familiar y Cata es una anciana muy consciente de que su vida termina. Los tres coincidirán en la celebración de una Misa es una bella catedral.

Dos Corazones Films es una productora mexicana nacida con un par de ideas claras: quieren participar en producciones que cuenten buenas historias en las que esté presente el sentido cristiano de la vida en general y de la familia en particular.

Con este planteamiento estrenaron Guadalupe y Karol, un meritorio biopic de Juan Pablo II. El 9 de abril se estrena en España For Greater Glory, una película muy interesante sobre la guerra de los Cristeros, en los años 20 del siglo XX, con Andy García como cabeza de un vistoso reparto.

Con motivo del Año de la Fe que proclamó el, ya emérito, Papa Benedicto XVI, decidieron producir un film animado sobre la Misa. El gran milagro es una catequesis audiovisual, un intento de acercarse al público –joven y no tanto- con un lenguaje muy sencillo, para explicar una realidad sobrenatural (y, por cierto, no de las más sencillas).

Esto no es Pixar, ni seguramente lo pretende (usan la animación 3D y la calidad del producto es formalmente pobre, muy pobre). Lo que si pretende es, desde una perspectiva de fe, explicar a un público que acude desganado a Misa todo lo que ocurre mientras él bosteza. Y ocurren muchas cosas… la mayoría, el católico medio las conoce pero, o las ha olvidado, o nunca las ha pensado o imaginado. Y así, la película, que recrea una aparentemente monótona ceremonia, se convierte en un ir y venir de ángeles… y demonios, de almas del purgatorio y vecinos que están en el Cielo y pecadores y gente aburrida y preocupada, gente que reza y otros que no, y milagros y cambios de vida… Todo, con un sentido pedagógico muy eficaz.

Ana Sánchez de la Nieta