La banda Picasso: Colomo y su belle epoque

Fernando Colomo rueda una sofisticada y entretenida película en francés a partir de una sorprendente historia medianamente basada en hechos reales. 

A pesar de su larga filmografía, no es Fernando Colomo (Madrid, 1946) uno de los nombres imprescindibles en la cinematografía hispana. Y no lo es porque los límites de su creación -en género y calidad- están ab­solutamente definidos. Colomo ha hecho casi siempre comedia (muy concreta, comedia actual y desenfa­da­da, poco elaborada) y, por ponerle una nota, pocas ve­ces ha superado el 6 (o las tres estrellas en términos de revista de crítica cinematográfica).

Por eso, sorprende para bien esta incursión de Fernando Colomo en una comedia mucho más trabajada, una comedia histórica, con toques culturales, sociales e incluso dramáticos. Una dramedia más que comedia. Pa­ra rizar el rizo, Colomo rueda en francés, mima la ambientación histórica, alterna la fotografía en color y blanco y negro y, ya que su película habla de arte, cui­da la puesta en escena (cosa hasta ahora impensable en su cine, probablemente porque para reflejar la mo­vida madrileña no importa tanto donde pongas la cámara).

Que lo anterior no llame a engaño, Colomo no es True­ba en El artista y la modelo, y alguna de sus limi­ta­ciones ahí siguen, pero la verdad es que ha conseguido construir una historia entretenida y bastante bien contada. Porque el hallazgo de La banda Picasso no es ni el acabado formal -por más que este supere al resto de sus películas- ni los intérpretes -que, ojo, no están mal pero tampoco son primeras espadas-, ni nin­gún descubrimiento temático o conceptual.

El hallazgo es una historia sorprendente basada en unos hechos medianamente reales que involucran a Picasso, Apollinaire, Braque y Juan Gris en un hila­ran­te robo con El Louvre y la Gioconda como telón de fon­do y la pintura cubista como móvil del motín. Una tra­ma rocambolesca, pero que se sigue perfectamente gra­cias a un guión que algunos acusarán de lineal y epi­sódico, pero que resulta tremendamente entreteni­do. Frente al recurso habitual de Colomo al chiste fácil y a menudo soez, el veterano realizador apuesta esta vez por un humor mucho más sofisticado y, sin embar­go, muy eficaz en algunos tramos (especialmente en to­da la situación que rodea a la pintura de Las señoritas de Avignon).

En definitiva, quizás con esta película Fernando Co­lomo no con­seguirá hacerse un hueco con letras doradas en el ci­ne español, pero sí demuestra que sabe ha­cer algo más que comedia chusca madrileña de aprobado raspado.

Ficha Técnica

  • Fotografía: José Luis Alcaine
  • Montaje: María Lara, Antonio Lara
  • Música: Juan Bardem
  • Distribuidora: Alta
  • Duración: 100 minutos
  • Público adecuado: Mayores de 16 años (X-)
  • Estreno: 25/1/2013

España. 2013.

Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año