Eternamente comprometidos: Eternamente aburridos

Violet y Tom se aman y van a casarse pero a ella le trasladan a trabajar a Michigan. Él se va con ella pero posponen la boda. Una y otra vez. El argumento de Eternamente comprometidos es bastante inverosímil pero el primer tramo de la película tiene algún que otro apunte divertido. Pero 124 minutos son demasiados para una comedia con tan poco ingenio apenas sustentada por dos actores competentes.

Nicholas Stoller (Todo sobre mi desmadre, Paso de ti) quiere hacer algún esfuerzo en darle algo de peso a la historia y los personajes… Y no, no lo consigue. Se nota sobre todo en la parte final de la película donde el chiste fácil y la exageración de los personajes es ridícula.

Sinopsis: Tras un año desde que el cocinero Tom Solomon conociese a Violet Barnes, la sorprende con un anillo de compromiso. Tom y Violet deben ser felices para siempre, pero una cadena de extraños acontecimientos inesperados, trabajos y viajes retrasan cada dos por tres la fecha en la que deben ir juntos al altar.

Lo mejor: La llegada a Michigan de Jason Segel.

Lo peor: Su eterna duración.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Javier Aguirresarobe
  • Música: Michael Andrews
  • País: Estados Unidos
  • Duración: 124 min.
  • Distribuidora: Universal
  • Publico adecuado: +18 años (sexo y lenguaje crudos)
  • Estreno: 7 de septiembre de 2012

The Five-Year Engagenent

Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año