La brújula dorada: Leña al Magisterium

Adaptación al cine del libro Luces del norte, el primero de la trilogía La materia oscura (His Dark Materials) del inglés Philip Pullman. La brújula dorada, de estética retrofuturista y ambientada en la Inglaterra del siglo XIX, sigue las aventuras de Lyra Belacqua, una niña huérfana de 12 años que recibe como regalo una misteriosa brújula que le pondrá al tanto de secretos protegidos por una poderosa, temida y cruel organización, el Magisterium.

Siguiendo la línea de El Señor de los Anillos y Las Crónicas de Narnia, las novelas de Pullman buscan una especie de alternativa frente a las aventuras de cosmovisión cristiana de Tolkien y Lewis. La película disfraza la diatriba anticristiana de la obra literaria y concede el protagonismo a las secuencias de acción y aventura.

- Anuncio -

La película del neoyorquino de 38 años Chris Weitz (guionista de Antz y Un niño grande) minimiza el tono anticlerical, de forma que es difícil que un niño lo perciba, aunque para un adulto o un adolescente espabilado resulta bastante evidente. Conviene señalar que, aun así, la película es ominosa y violenta para el público infantil.

La brújula dorada arranca bien, pero una vez presentados los personajes, la historia se atasca y se torna artificial y repetitiva. Los personajes no caen bien, parecen todos excesivamente airados. El retrato de la familia tampoco es para tirar cohetes, quizás porque Pullman la ha metido en el paquete de la “execrable tradición judeo-cristiana”.

A la vista del contenido de la segunda y tercera novelas, parece difícil que Weitz o quien dirija las siguientes películas sean capaces de maquillar la agresividad de Pullman.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Henry Braham
  • Montaje: Anne V. Coates, Peter Honess, Kevin Tent
  • Música: Alexandre Desplat
  • Duración: 100 min.
  • Público adecuado: +12 años (V)
  • Distribuidora: Tripictures
  • EE.UU. (The Golden Compass), 2007
  • Estreno: 5.12.2007
Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete