La oveja Shaun: Contar ovejas puede ser muy divertido

La oveja Shaun | Ya sabrán que en 2007 la productora Aarmand (Chicken Run, Wallace & Gromit, ¡Piratas!) puso en marcha una serie del mismo nombre integrada por capítulos de 7 minutos. Shaun es una oveja lista y traviesa que vive con su rebaño bajo la supervisión del Granjero y de Bitzer, un despistado perro pastor con muy buenas intenciones. Pero la vida en la granja es muy monótona, así que en esta película la oveja idea un plan para tener un día libre.

El largo que se estrena ahora tiene un guión jovial y divertido que sigue las aventuras del rebaño de ovejas, el perro pastor y el granjero. La opción por evitar los animales parlanchines es muy acertada. Los gags propiciados por el lenguaje hecho de mugidos, ladridos y balbuceos humanos sincopados al estilo tatiano están muy conseguidos en La oveja Shaun.

La animación vuelve a ser muy atractiva. Me sigue asombrando la manera de animar las bocas de los animales, la expresividad, la riqueza de gestos.

El riesgo de acumular situaciones divertidas pero inconexas lo superan los directores y guionistas con un libreto que desarrolla una aventura en toda regla, un viaje de héroe de manual.


Ficha Técnica

  • Fotografía: Charles Copping, Dave Alex Riddett
  • Duración: 85 min.
  • Distribuidora: Universal
  • Público adecuado: Todos
  • Estreno en España: 17.4.2015

Reino Unido (Shaun the Sheep Movie), 2015