Las cajas españolas: El Prado en guerra

Sin duda asistimos últimamente al nacimiento de un nuevo género, que es el de la revisión ideológica de la reciente historia española. A María querida y Las rejas de la memoria, se añade ahora Las cajas españolas, de Alberto Porlan. En este caso, la trama se centra en los avatares que sufrió parte del patrimonio histórico español durante la guerra civil. Como el material fílmico original no superaba los 10 minutos, se han recreado delante de las cámaras las escenas que sugieren los cientos de fotografías existentes. El resultado es un falso documental en blanco y negro, de formato televisivo y de notable apariencia verosímil.

Siendo de izquierdas las categorías ideológicas, lo cierto es que ésta es la primera película en una larga temporada en la que se muestra el vandalismo sacrílego de muchos grupos descontrolados del Frente Popular, que destruyeron todos aquellos objetos artísticos de naturaleza religiosa que hallaron en conventos e iglesias. Asimismo, el documental exculpa a Franco del bombardeo del Museo del Prado, que es considerado como un error de cálculo. Sin embargo, lo que centra casi todo el argumento es el viaje a Valencia de los cuadros de la Pinacoteca del Prado y su posterior traslado al norte de Cataluña.

El documental está bien realizado, con actores desconocidos para no perjudicar la credibilidad. Se nos ofrecen algunas imágenes reales de la guerra muy conmovedoras y existe un aceptable esfuerzo de objetividad. Pero su formato ideal es la televisión y no la gran pantalla. El estupendo montaje se debe a Rori Sainz de Rozas y la dirección artística a Antonio Belizón.

Ficha Técnica

  • Fotografía: José del Río Mons
  • Montaje: Rori Sainz de Rozas
  • Música: Guillermo Maestro
  • País: España
  • Año: 2004
  • Distribuidora: Sherlock
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año
Reseña
s
Profesor de Narrativa Audiovisual. Escritor