Love and Bruises: Hay paranoias más allá de Dinamarca

Love and Bruises | Un chino con paranoia sexual logra que le costeen su película en Francia.

Lou Ye es un realizador chino que lleva dirigidos nueve largometrajes (nada que ver con Yimou, por ejemplo), pocos de ellos estrenados en Occidente. Me cuentan que Love and Bruises la rodó en Francia, porque su gobierno le había prohibido hacerla en su país por su insana obsesión por el sexo. Su plúmbea película chino-francesa podría hacer dar la razón, por una vez, al gobierno chino.

La película cuenta una anécdota malsana: Hua, inmigrante china en París, se siente destrozada porque su amante, por quien dejó su país, se ha cansado de ella y sin más explicaciones la abandona. Casi inmediatamente, por accidente, Hua conoce a Matthieu, obrero de la construcción, con quien inicia una relación fogosa, violenta, destructiva y sin futuro.

Se tardan cinco minutos en descubrir la esencia y el mensaje (sic) de la historia, que los protagonistas son patéticos representantes de una sociedad vacía de ideas y de valores. El resto es un tedioso repetirse de situaciones inverosímiles que conducen, invariablemente, a la cama.

Por destacar algo, algunas fases musicales de la cinta, gracias a la banda sonora de Peyman Yazdanian.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Nelson Yu Lik-wai
  • Montaje: Juliette Welfling
  • Duración: 105 min.
  • Distribuidora: Vértigo
  • Público adecuado: +18 años (VX+)
  • Estreno en España: 1.1.2014

China, Francia, 2011.

Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete
Reseña
s
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.