Inicio Críticas películas Molière en bicicleta

Molière en bicicleta

Irregular versión de «El misántropo» de Molière, con buenos momentos y un mal contexto (**½)

- Anuncio -

Dirección y Guión: Philippe Le Guay Fotografía: Jean-Claude Larrieu Montaje: Monica Coleman Música: Jorge Arriagada Intérpretes: Fabrice Luchini, Lambert Wilson, Maya Sansa, Laurie Bordesoules Duración: 104 m. Distribuidora: Wanda Visión Público adecuado: +16 años (D)

Francia (Alceste à bicyclette), 2013. Estreno en España: 25.4.2014

Los clásicos, siempre los clásicos

Molière en bicicleta, en la versión original Alcestes en bicicleta -Alcestes es el protagonista de El misántropo-, cuenta el intento del popular actor de televisión Gauthier Valence por conseguir que Serge Tanneur, gran actor de teatro, prejubilado por decisión propia, retirado en la Isla de Re, se una a su producción de El misántropo. Valence acude a la Isla de Re donde Tanneur le sugiere que ensayen juntos unos días, si el resultado es positivo, volverá a las tablas. Cinco días juntos, recitando Molière y comentando la obra, resultan muy atractivos para el viejo actor.

Philippe Le Guay, de quien hace poco vimos Las chicas de la sexta planta, ha escrito y dirigido esta pequeña comedia sobre el teatro de Molière y el mundo de los actores. Me parece que en la elección del tema ha tenido que ver el éxito de las diversas versiones de Shakespeare en el cine, ya era hora de que los galos recordaran al mundo que hay otros clásicos (de los nuestros, mejor no hablar).

En cualquier caso el resultado es similar, un autor universal con dos grandes actores al servicio de su obra siempre funciona. Pero, hay un pero, la película es desigual. Los momentos de encuentro entre los dos actores, Lambert Wilson y Fabrice Luchini, son muy grandes, son un poema -no es un juego de palabras-, tanto al recitar El misántropo como en su aspecto personal, de respeto y admiración mutua, teñido de celos, envidias.

Pero el contexto de la historia resulta artificial, la aldea, los vecinos, la gente que encuentran, la operación… todo ello resulta artificial y, en momentos, de cuestionable humor. El final, forzado, solo se entiende bien si se recuerda el Alcestes original.

Fernando Gil-Delgado

Fernando Gil-Delgado
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.