Nacido rey: Un viaje decisivo

· Crítica de Nacido rey | Estreno próximamente.
· Cabe destacar el esfuerzo desplegado tanto en la am­bien­tación histórica como en el empaque necesario para ro­dar esta historia: batallas, Londres, los hoteles, los coches, los palacios…

Nacido rey cuenta el viaje a Londres en 1919 del prín­ci­pe saudí Faisal, entonces un adolescente de tan so­lo 14 años. La historia comienza antes, hacia el final de la Primera Guerra Mundial, cuando todavía no se ha for­ma­do Arabia y T. E. Lawrence (Lawrence de Arabia) re­co­mienda a Gran Bretaña que apoye a Husayn Ibn Ali co­mo candidato a rey de los árabes. St. John Philby, otro enviado británico, considera que la corona debería fa­vorecer a Abdulaziz bin Saúd, emir de gran carisma e im­portante líder guerrero. Al terminar la guerra, Saúd de­bería ir a Londres y conseguir el apoyo de Churchill si quiere tener alguna opción al trono del futuro país. Co­mo su presencia en Arabia es necesaria, envía a su ter­cer hijo, apenas adolescente, sin dudar que estará a la altura de la tarea.

- Anuncio -

Andrés Vicente Gómez produce, con dinero árabe, un simpático biopic que dirige Agustí Villaronga (Pan ne­gro). El resultado es aceptable.

Conviene comenzar diciendo que los guionistas Henry Fitzherbert y Ray Loriga han esbozado un retrato ideal del joven príncipe. Un joven responsable, in­te­ligen­te, simpático… inasequible al desaliento, capaz de superar una carrera de obstáculos y plantarle cara a los diplomáticos más brillantes de la época. También han embellecido el resultado de su misión, al menos en aquel momento, lo que no importa demasiado pues, a la pos­tre, fue rey. Pero, tanto lo parcial del retrato como el éxi­to de la misión han merecido críticas, especialmente del público árabe que esperaba un enfoque más realista de los hechos. El problema es que afecta a la narración que, por ello mismo, adolece de falta de tensión en la pri­mera parte del metraje. En Londres y en pleno enfrentamiento con adversarios o con amigos la historia gana fuerza, llegando a ser brillante el desarrollo de la amis­tad entre Faisal y la princesa Mary.

Cabe destacar el esfuerzo desplegado tanto en la am­bien­tación histórica como en el empaque necesario para ro­dar esta historia: batallas, Londres, los hoteles, los co­ches, los palacios…; y el resultado es satisfactorio, sa­be a real. Otro tanto puede decirse de los intérpretes, es­pe­cialmente de aquellos que interpretan al Lord Curzon (Ke­nneth Cranham), Winston Churchill (Celyn Jones), Law­rence de Arabia (Laurence Fox) y tantos otros que fue­ron estrellas de su época y que también han sido in­ter­pretados en diversas ocasiones.

El resultado final es positivo; Nacido rey se ve con in­terés, resulta instructiva y destaca por la solidez con que aborda el proyecto con un presupuesto ajustado, y el partido que han sabido sacar al reparto. En ningún mo­mento la historia les viene grande. Un guion más matizado habría sido un regalo.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Josep M. Civit
  • Música: Hesham Nazih
  • Diseño de producción: Alison Riva
  • Duración: 115 min.
  • Público adecuado: +12 años
  • Distribuidora: A Contracorriente
  • Arabia Saudí, España, Reino Unido (Born a King), 2019
  • Estreno: Próximamente
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año
Reseña
s
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.