Nada más: Nada menos

Nada más | El cubano Juan Carlos Cremata aburre lo indecible con su debut, Nada más. La cosa va de una chica, Carla Pérez, (Thais Valdés) que trabaja en la administración postal cubana y para escapar de la rutina se dedica a reescribir las cartas que le llegan para endulzar la vida a sus destinatarios. Cremata intenta recrear el estilo dulce de la francesa Amélie a través de caprichosos trucajes (introducir colores en la fotografía en blanco y negro, planos relentizados y acelerados) sin justificación narrativa.

Hay una cierta crítica al sistema cubano, tan leve como obvia, y una moraleja: emigrar no es la solución para cambiar el país. Del reparto, con una insufrible tendencia al histrionismo, sólo destaca la dulce Valdés, un cruce latino de Audrey Tatou y Jean Seberg.

Juan Carlos Cremata (1961), es un director cubano que debutó con el largometrajes Nada, en 1995, una primera película de la que soñaba con realizar una trilogía, pero la falta de presupuesto lo impidió. Su siguiente filme, Viva Cuba, fue merecedora de más de 30 premios, tanto nacionales como internacionales, entre ellos el “Grand Prix Écrans Juniors” en el Festival Internacional de Cine de Cannes en el 2005.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Raúl Rodríguez
  • Montaje: Antonio Pérez Reina
  • País: Cuba
  • Año: 2001 
  • Distribuidora: Sherlock
Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete