Nuestra música

Dividida en tres partes (infierno, purgatorio y paraíso), la cinta alterna momentos hermosos y ridículos, aliñados según las singulares teorías del ex Cahierista sobre el montaje y el valor de la palabra en el cine


 Nuestra música: Una partitura delicuescente

A sus 74 años y con el productor Alain Sarde corriendo con los gastos, el veterano director de Al final de la escapada, Jean-Luc Godard se marca 80 minutos de pedaleo estético-pseudometafísico al ritmo de su música (Sibelius, Knaifel, Otte, Bjornstad, Monk, Komitas, Kurtag, Silvestrov,Tchaikovski, Seim, Pärt, Brahem, Darling) sobre la intolerancia y el odio, la guerra y la violencia. La ocasión fue su asistencia en 2002 a un encuentro cultural en la aún convaleciente Sarajevo, en el que Godard disertó sobre el tema «Texto e imagen», un asunto muy relacionado con esta pequeña obra llamada Nuestra música que se pudo ver en Cannes y en San Sebastián, donde obtuvo el premio de la Fipresci.

Dividida en tres partes (infierno, purgatorio y paraíso), la cinta alterna momentos hermosos y ridículos, aliñados según las singulares teorías del ex Cahierista sobre el montaje y el valor de la palabra en el cine.

- Anuncio -

«El infierno» (8 minutos) se compone de distintas imágenes de los desastres de la guerra, acompañadas por cuatro frases y cuatro músicas de piano.

«El purgatorio» (60 minutos) se desarrolla en Sarajevo, con ocasión de los Encuentro Europeos del Libro. Se trata de conferencias o de simples conversaciones sobre la necesidad de la poesía, de la imagen de uno mismo y el otro, de Palestina e Israel, etc., producidas tanto por personas reales como por personajes imaginarios. Una visita al puente de Mostar en reconstrucción simboliza el intercambio entre culpabilidad y perdón.

Para terminar, la sección titulada «El paraíso» (10 minutos) muestra a una joven judía que, habiéndose sacrificado, alcanza la paz a orillas del mar, custodiada por unos marines estadounidenses.

Hay una delicuescente pedantería en el cine de Godard que no roza al de RohmerOliveira, que han tratado recientemente cuestiones similares. Con todo, hay momentos hermosos y queda el esfuerzo por recapacitar sobre el sinsentido de la violencia y el odio.

Alberto Fijo


Nuestra música

País: Francia/Suiza Dirección, Guión y Montaje: Jean-Luc Godard Fotografía: Julien Hirsch Intérpretes: Sarah Adler, Nade Dieu, Rony Kramer Distribuidora: Pirámide

- Anuncio -