Salidos de cuentas: La resaca del resacón

Salidos de cuentas | Peter Highman (Robert Downey Jr.) debe cruzar medio país para asistir al parto de su primer hijo pero, al coger el avión, su plan se frustra al cruzarse con el desastroso Ethan Tremblay (Zach Galifianakis), con el que se verá obligado a viajar por carretera para llegar a dicha cita a tiempo.

Tras el éxito de Resacón en Las Vegas, el realizador Todd Phillips busca explotar el tirón de Galifianakis como actor cómico en una película demasiado burda hasta para los amantes del género. La historia ni se infla ni se desinfla, sus gags son previsibles o conocidos y, siendo chabacana e irreverente, ni siquiera tiene gracia. Los dos personajes y sus problemas apenas interesan y el espectador pierde, en algo más de media hora, la expectativa de que le cuenten algo diferente.

- Anuncio -

Nacho Álvarez O’Dogherty

Lo mejor: El punto de giro en el Gran Cañón.

Lo peor: Que te conoces la película.

Sinopsis

Un serio arquitecto que está a punto de ser padre (Downey Jr.) tendrá que cruzar todo Estados Unidos, desde la mítica ciudad de Atlanta hasta Los Angeles, para poder asistir al nacimiento de su primer hijo, pero a la vez tendrá que soportar a un excéntrico e inesperado compañero de viaje (Galifianakis).

Ficha Técnica

  • Fotografía: Lawrence Sher
  • Montaje: Debra Neil-Fisher
  • Música: Christophe Beck
  • Duración: 100 min.
  • Público adecuado: +18 años
  • Distribuidora: Warner
  • EE.UU. (Due Date), 2010
  • Estreno: 5.11.2010
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año