Step up 3-D: Disney con la camisa por fuera

Moose, secundario en Step up 2, llega a Nueva York para ser ingeniero. Nada más desembarcar se mete en problemas y en una competición de baile. Conocerá a Luke, cineasta amateur, y protector de street dancers vagabundos, a quienes da cobijo en un almacén de su familia. Habrá bailes, romance, humor y más bailes.

Step up es una franquicia de la Disney, que se metió a filmar hip hop y bailes callejeros de un modo similar a como había abordado High School Musical. En lugar de niños buenos, habría niños malos; en lugar de un precioso y aséptico instituto, las calles de Baltimore o de Nueva York; en lugar de una preciosa función para padres, una competición salvaje. Lo único que se necesita es un chico guapo que baila, luego una chica guapa que baila, y finalmente una calle en la que todos bailan.

Hay que decir a favor de Step up 3-D que ha mantenido al equipo de la 2, y que todos ellos han mejorado el producto y han aprovechado la experiencia adquirida. El director Jon Chu ha mejorado en un ciento por ciento a la hora de organizar y rodar coreografías; y las guionistas han mejorado -en la medida que es posible- la historia: el primer acierto ha sido darle protagonismo a Moose, co-estrella junto al galán Luke; la trama se duplica, hay dos intrigas y dos romances paralelos, muy distintos el uno del otro, uno más serio, más adolescente el otro; también se da un tratamiento positivo del estudio y al esfuerzo; y se habla de ideales grandes, y no sólo de una competición.

Además, aprovechando que Luke es cineasta, juegan con las imágenes que él graba continuamente con una minicámara semiprofesional, juegan a hacer cine dentro del cine y eso, sin ser nuevo, es bonito, y da pie a tratar con los secundarios que cuentan por qué bailan, y qué es el baile en su vida.

Hay más música y baile que en las anteriores entregas, y los números son mejores. Esto no la convierte en una gran película, pero sí en un buen musical que gustará a los amantes del género.


La excelente coreografía.

Fuera de Bailando bajo la lluvia, no hay musicales con historias de verdad.

Ficha Técnica

  • País EE.UU. (Step Up 3D, 2010)
  • Ken Seng
  • Andrew Marcus
  • Bear McCreary
  • Buena Vista
  • 107 minutos
  • Mayores de 12 años
Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete
Reseña
s
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.