· El ritmo es pausado, Klapisch deja que la historia se desarrolle sola y cale en el espectador hasta que, bien madura, toma el rumbo que todos desean desde el principio.

Tan cerca, tan lejos: Compañía necesaria

Tan cerca, tan lejos cuenta la búsqueda de la felicidad de Rémy y Mélanie, ambos en la treintena, solteros y sin compromiso; ambos viven y trabajan en París aunque no son de esa ciudad. Rémy está deprimido porque en la empresa donde trabaja han despedido a toda su sección, menos a él, y se siente culpable. La depresión no es nueva, la arrastra desde la adolescencia. Mélanie trabaja en un laboratorio y es una gran investigadora, pero es muy insegura; busca pareja en las redes sociales, sin conseguir nada serio. Los dos están y se encuentran solos, los dos acuden regularmente al psicólogo; casualmente son vecinos, compran en las mismas tiendas, y no se conocen.

Tan cerca, tan lejos es una casi comedia, un drama sobre la soledad en tiempos de hiperconectividad, atemperado por un humor suave tan real como la vida misma. Cédric Klapisch (Nuestra vida en la Borgoña) explora esa soledad que afecta cada vez más al occidental -que tiene cientos de amigos en el bolsillo-, mediante un pequeño ejercicio de introspección, realizado a través de la observación precisa de las rutinas cotidianas de sus protagonistas, rutinas comunes a la mayoría de los espectadores.

- Anuncio -

El día a día sin un horizonte más amplio se convierte en una pesadilla y envía a los protagonistas a tratamiento. Klapisch se toma esa terapia muy en serio y convierte a nuestros psicólogos en dos almas receptivas, dos seres muy humanos, capaces de escuchar. Por lo demás, el director y Elodie Tahtane, su directora de fotografía, llevan a sus personajes por París, una ciudad que aquí parece nueva al no mostrar los lugares de siempre, siempre juntos, sin verse.

El ritmo es pausado, Klapisch deja que la historia se desarrolle sola y cale en el espectador hasta que, bien madura, toma el rumbo que todos desean desde el principio.

Una película amable, honesta, que se toma muy en serio el drama que cuenta y que logra transmitirlo gracias a una pareja extraordinaria de actores: François Civil, bien conocido de la pantalla francesa, actor de una naturalidad asombrosa, a quien da réplica una extraordinaria Ana Girardot. Película minoritaria, tal vez, que merecería un público más amplio.

Ficha Técnica

  • Dirección: Cédric Klapisch
  • Guion: C. Klapisch, Santiago Amigorena
  • Fotografía: Elodie Tahtane
  • Montaje: Valentin Féron
  • Música: Loïk Dury, Christophe Minck
  • Intérpretes: François Civil, Ana Girardot, Camille Cottin, François Berléand, Simon Abkarian, Satya Dusaugey, Rebecca Marder, Eye Haidara, Brune Renault, Quentin Faure
  • Duración: 110 min.
  • Público adecuado: +16 años (X-)
  • Distribuidora: Vértigo
  • Francia (Deux moi), 2019
  • Estreno: 25.10.2019
Reseña Panorama
s
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.