· Toy Story 4 comienza con un pequeño flash back que muestra el paso de los juguetes de Andy a Bonnie, lo que éstos supusieron para los dos críos, y el puesto de Woody en la casa.

Una nueva genialidad de Pixar

Bonnie ha heredado muchos de los juguetes de Andy, otros fueron a una caja rumbo a algún lugar. Woody no es el favorito de Bonnie, pero es el alma de ese grupo de juguetes, y es consciente de que su misión consiste en hacer feliz a su dueña. El primer dia de cole, de Kindergarden en realidad, Bonnie se fabrica un muñequito «forky» con un tenedor de plástico usado, que se convierte en su favorito e inseparable compañero. Forky se siente incómodo, era basura y ahora es un juguete; primero quiere desaparecer, después se pierde. Woody -y los demás- irán al rescate para que Bonnie deje de estar triste. Rescatar a Forky resulta una aventura llena de peligros y de sorpresas.

Toy Story fue una genialidad, Toy Story 2 la superó, Toy Story 3 parecía el maravilloso e insuperable punto final de la saga, y ahora Toy Story 4 resulta una nueva genialidad, pero no supera a las anteriores salvo en un aspecto, el técnico: se puede apreciar cómo Pixar incorpora a sus películas cada mejora en la animación digital y lo utiliza al servicio de la historia. Y lo hace con una naturalidad que hace que parezca fácil lo que es un alarde.

La película comienza con un pequeño flash back que muestra el paso de los juguetes de Andy a Bonnie, lo que éstos supusieron para los dos críos, y el puesto de Woody en la casa, se trata de una secuencia maravillosa que casi pasa inadvertida. Metidos en faena los temas no alcanzan la profundidad que consiguió ToyStory 3, pero también toca una serie de teclas importantes como es la voz de la conciencia, la labor cumplida y qué hacer cuando tu misión ha terminado, además de todos los temas que han salido anteriormente.

El guion tiene un ritmo endiablado, hay docenas de personajes (juguetes) con largos diálogos; a los habituales hay que añadir otros muchos nuevos, pero el protagonista absoluto es Woody. Hay continuos gags y divertidísimos guiños continuos a clásicos del cine y a la misma saga de Toy Story, en una descomunal fiesta de creatividad que van desde secuencias de John Ford a homenajes a Hitchcock y a otros muchos, siempre oportunos, siempre sugerentes. La combinación de drama y humor funciona de maravilla. Hay un componente nuevo, una graciosa incursión en el género de terror con un muñeco que recuerda al de Escalofríos, y una tienda siniestra (que no lo es tanto).

La película iniciada por John Lasseter ha sido coronada por Josh Cooley, también veterano de Pixar.

Ficha Técnica

  • Dirección: Josh Cooley
  • Guion: Will McCormack, John Lasseter, Andrew Stanton, J. Cooley, Stephany Folsom, Valerie LaPointe, Rashida Jones, Martin Hynes
  • Música: Randy Newman
  • Voces originales: Tom Hanks, Tim Allen, Tony Hale, Ally Maki, Wallace Shawn, Keanu Reeves, Joan Cusack, Laurie Metcalf
  • Duración: 97 min.
  • Público adecuado: Todos
  • Distribuidora: Disney
  • EE.UU., 2019
  • Estreno: 21.6.2019
Reseña Panorama
s
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.