Un regalo para ella: Agotadoras perrerías

La obra póstuma de Claude Berri (Juntos nada más, Jean de Florette, Germinal), muerto en junio de 2009 a los 74 años, fue codirigida por François Dupeyron (El señor Ibrahim y las flores del Corán, El pabellón de los oficiales). Película de argumento escasísimo, está rodada con corrección. Hay un par de actores solventes (Mathilde Seigner y Alain Chabat) y una bonita fotografía costumbrista y una música agradable… pero el resultado es desalentador.

Da la sensación de que el guión, obra del mismo director, exprime hasta la misma pulpa un único conflicto que, realmente, da muy poco de sí. El resultado es un producto acuoso, insustancial y reiterativo, repleto de situaciones manidas con poca gracia y tópicos repetidos hasta la saciedad.

A pesar de durar 90 minutos escasos, Un regalo para ella se hace pesada. Se siente la necesidad de ver otras caras además de las de los protagonistas; o vivir otros conflictos que no sean los provocados por el perrito.

▲ La fotografía.

▼ El guión.

Sinopsis

Jean-Pierre y Nathalie llevan juntos más de cinco años. Para celebrar su aniversario, Jean-Pierre le hace a su novia un regalo inesperado: un pequeño y precioso bulldog inglés que Nathalie recibe muy contenta. Entre el animal y su ama se entabla rápidamente una relación íntima. El perro campa a sus anchas en toda la casa y principalmente en el dormitorio, donde ronca, babea, se acuesta en la cama… Y a la pareja le toca bailar al son del dominante monstruito.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Agnès Godard
  • Montaje: François Gédigier, Sylvie Lager
  • Música: Frédéric Botton, Jean-Yves d’Angelo
  • Duración: 85 min.
  • Público adecuado: +12 años
  • Distribuidora: A Contracorriente
  • Francia (Trésor), 2009
  • Estreno: 25.6.2010
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año