La vida de Gortimer Gibbon en Normal Street: Creciendo y aprendiendo

Normal Street es cualquier cosa menos “normal” dice la presentación. Gortimer Gibbon es un joven de 13 años, huérfano de padre, vive con su madre y con su hermano pequeño, un trasto de tres años. Gortimer es un chico normal, no destaca y, en general, es apreciado. Gortimer tiene dos grandes amigos: Ranger, hijo único de los panaderos del barrio, pequeñito y algo extremista; y Mel, una chica muy inteligente y competitiva.

A diferencia de otras series con jóvenes protagonistas, dirigidas a un público joven, estos amigos no tienen superpoderes, no son perfectos, son… normales. A diferencia de la mayoría de las series para jóvenes, ésta ahuyentará a los adultos. La vida de Gortimer y sus amigos transcurre como la de cualquier grupo de adolescentes: ir a clase, ayudar en casa, cuidar del hermano pequeño, organizar una fiesta, ayudar a un vecino. Lo de siempre. Pero nada es totalmente normal en Normal Street, hay magia en el ambiente, y lo mejor es que para estos chicos se trata de un elemento que no les sorprende, que se acepta como “normal”.

Por ejemplo, en el primer episodio Gortimer tendrá que romper una maldición provocada por un novio enfadado, en realidad una gigantesca rana; en otra ocasión combatirá la mala suerte que ha abandonado al gafe local y amenaza con asolar Normal Street; o se topa con un autobús fantasma…; también parece normal que Mel, para la competición de ciencias de ese curso, en dos semanas diseñe y construya un robot; todo está ligeramente distorsionado, pero cada toque, mágico o no, está perfectamente integrado, y es parte de una historia de chavales y para chavales, al estilo de las grandes series de los años noventa, sin duda educativas, pero sin cursilerías ni grandes dosis de moralina.

Gortimer, Mel, Ranger y todos sus amigos recuerdan a los chavales que protagonizaron Cuenta conmigo; no son adultos en miniatura, son chicos que disfrutan de su amistad, y que están creciendo y aprendiendo, principalmente a ser mejores personas, sin forzar las cosas ni hacer grandes discursos, viviendo las pequeñas aventuras cotidianas, divertidísimas y llenas de magia.

No cabe duda de que gran parte del éxito de La vida de Gortimer Gibbon en Normal Street es el encanto que tiene este trío, tanto los personajes como los tres jóvenes actores Sloane Morgan Siegel (Gortimer), Ashley Boettcher (Mel) y Drew Justice (Ranger); un sombrerazo para los responsables del casting.

⇒ Quizá te interese leer este artículo sobre 10 buenas series juveniles

Ficha Técnica

  • País: EE.UU. (Gortimer Gibbon’s Life on Normal Street), 2014
  • Dirección: Sasie Sealy
  • Fotografía: Eduardo Enrique Mayén
  • Música: Sasha Gordon
  • Duración: 1 temporada (13 capítulos de 26 min.)
  • Emisión en España: Amazon Prime Video
  • Público adecuado: Todos
Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete
Reseña
s
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.