El hombre de la cámara (Dziga Vértov, 1929)
El hombre de la cámara (Dziga Vértov, 1929)

Durante el mes de febrero la Fundación Cajasol proyecta tres películas de los años 20 en el cine, con la colaboración de Cine Club Vida. El sábado 22 finaliza el ciclo con El hombre de la cámara, de Dziga Vertov.

La Fundación Cajasol, con la colaboración de Cine Club Vi­da, continúa apostando por el cine de calidad con un ciclo sobre «Los 20 en el cine», que nos retrotrae a esa famosa década del siglo pasado. Durante el mes de febrero se proyectarán tres películas muy representativas de esta época: Las páginas del libro de Satán (7 de febrero), de Carl Theodor Dreyer, El fotógrafo (14 de febrero), de Edward Sedgwick y Buster Keaton, y El hombre de la cámara (22 de febrero), de Dziga Vertov.

Dirigida por el maestro danés Carl Theodor Dreyer, Las páginas del libro de Satán (1921) es una joya del cine mudo basada en la novela de la escritora británica Marie Corelli. Satanás es un ángel caído que quiere agradar a Dios, pero el Señor lo condena a vivir entre los hombres para tentarlos permanentemente; cada vez que consiga la condenación de un alma, la propia condena de Satán se alargará un milenio. En cambio si encuentra un alma capaz de resistir sus tretas, logrará un mérito a su favor.

Las páginas del libro de Satán (Carl Theodor Dreyer, 1921)
Las páginas del libro de Satán (Carl Theodor Dreyer, 1921)

El fotógrafo (The Cameraman, 1928) es una de las mejores cintas de Buster Keaton (El maquinista de la general, El colegial), consumado profesional de la comedia física y un maestro del cine mudo. Aquí hace las veces de Luke Shannon, un fotógrafo de la calle que buscará ser contratado por la Metro Goldwyn Mayer para trabajar como cámara con la intención de poder estar cerca de Rally, una secretaria del estudio de la que se ha enamorado tras hacerle un retrato.

El fotógrafo (Edward Sedgwick, Buster Keaton)
El fotógrafo (Edward Sedgwick, Buster Keaton)

Por último, El hombre de la cámara (1929) es un documental que describe el trascurso de un día en una ciudad rusa mediante cientos de pinceladas fílmicas sobre la vida cotidiana. Un auténtico retrato puntillista de Vertov que, fiel a su teoría, no permite que ninguno de esos retazos pueda imaginarse inventado. De esta forma, en el vertiginoso montaje que plasma su fascinación por el constructivismo y el futurismo, inserta de forma constante diversas imágenes del operador que con su cámara está filmando la realidad que hay a su alrededor.

Las proyecciones, a las 20:00 horas y con en­tra­da libre hasta completar afo­ro, ten­drán lugar en el Teatro Cajasol (Plaza de San Fran­cis­co -Sevilla-, en­trada por c/ Chi­ca­rre­ros). Más información en el teléfono 954 508 200 y en la web de Cajasol.