Inicio Noticias Actualidad del Cine EDUCACINE, segunda edición

EDUCACINE, segunda edición

La Jornada profesional de la segunda edición de EDUCACINE, Festival Internacional de Cine y Educación de Madrid, ha tenido lugar en CaixaForum.

- Anuncio -

Los expertos han debatido sobre el cine de animación y su reduccionismo a función de ‘niñera’ y sobre la cultura cinematográfica de los jóvenes en la II Jornada Profesional de EDUCACINE, con dos mesas redondas sobre las posibilidades educativas del cine de animación, y la cultura audiovisual de los jóvenes estudiantes

Han participado como ponentes prestigiosos profesores universitarios y profesionales como el realizador Jaime Rosales y Javier Olivares, creador de «Isabel» y «El Ministerio del Tiempo»

«La educación marca las diferencias entre un país desarrollado y otro en vías de desarrollo», ha destacado Gabriel Fernández Rojas, Presidente del Consejo Escolar de la Comunidad de Madrid en la inauguración. «El mundo del cine tiene mucho que aportar a la educación por su plasticidad y por la capacidad de dar respuesta a las preguntas de muchos de nuestros jóvenes».

«Uno de los retos básicos de la Educación es apostar por la cultura del cine», ha indicado Alejandro Fernández de las Peñas, Jefe de Acción Comercial y Educativa eduCaixa de la Obra Social la Caixa.

En la misma línea se ha manifestado José María Aresté, director de EDUCACINE. «El cine no se compone únicamente de efectos especiales, contiene otros ingredientes como la cultura o la historia que lo hacen especial para la enseñanza», comenta. «El Festival pretende que las películas no se vean como un puro entretenimiento, sino como un componente pedagógico que sirva a los jóvenes para tener horizontes hacia los que enfocar sus vidas».

Tras la introducción, Fernando Fernández Blanco, presidente de UCETAM (Unión de Cooperativas de Enseñanza de Trabajo Asociado de Madrid), moderador de las mesas redondas, ha dado inicio a la primera, titulada «Animación: posibilidades educativas y su reduccionismo a la función de niñera». «El cine es el arte que más se asemeja a la vida y está cargado de valores que no debemos dudar en transmitir a los jóvenes a través de la pantalla», ha opinado Fernández.

El primero de los expertos en el tema en intervenir ha sido Manuel Cristóbal, presidente de Dragoia Media y prolífico productor de títulos como Arrugas. «La educación no puede vivir sin el cine», indica Cristóbal. «Muchos colegios ni siquiera tienen una sala de cine y muchos profesores piratean las películas que proyectan en sus centros, algo que es muy triste. Si de verdad se cree en el cine se debe de invertir dinero en el, ya que es un bien que infunde muchos valores y ayuda a la educación».

A continuación, Borja Montoro, animador freelance que ha trabajado en películas como Tarzán, de Walt Disney, ha declarado que no le importa «que el cine de animación sea considerado como una niñera», pues piensa que «en parte lo es. Lo único que hay niñeras buenas y malas». También ha hecho hincapié en que «el sentido del humor nunca debe abandonar a las películas de animación».

«A la animación se la considera un género y en realidad es una técnica», ha dicho José Antonio Rodríguez, director del área de Arte, Diseño Visual y Animación de U-Tad y director de producción de Planet 51. «Los niños están acostumbrados a una narrativa menos clásica y más moderna. La animación no sólo educa, sino que también entretiene y fomenta la imagen disparando la imaginación».

Ha cerrado este primer debate Jerónimo José Martín, crítico de cine y presidente del Círculo de Escritores Cinematográficos. «Pixar es un ejemplo de como el cine puede tener un efecto pedagógico enorme», ha dicho, citando títulos como Up, que «resume los valores de un matrimonio». Por su parte «Toy Story es clave para entender los valores de la amistad», mientras que la citada cinta española Arrugas «nos habla de todo lo que aporta la 3º edad».

La segunda mesa redonda planteaba la siguiente cuestión: «Cultura audiovisual: ¿Saben los alumnos algo de Historia del Cine?».

«No se puede valorar una comedia sin haber visto a Billy Wilder, al igual que no se sabe de música pop sin haber escuchado a The Beatles», ha comentado el moderador, nuevamente Fernando Fernández Blanco.

«Para todo en la vida, resulta muy importante tener una cultura. Eso actualmente no ocurre», se lamentaba Emilio Carlos García Fernández, catedrático en Comunicación Audiovisual y Publicidad en la Universidad Complutense de Madrid. «Tenemos más soportes que nunca, pero una menor cultura audiovisual». Él mismo ha reconocido que provoca a sus alumnos para crearles la necesidad de conocer. «A los que quieren ser directores de fotografía les pregunto si han ido al museo del Prado; y si me dicen que no, les explico que es la mejor escuela de fotografía».

Por su parte, Gerardo Sánchez, director del programa televisivo «Días de cine», de TVE, ha recordado que pasó su infancia viendo cine, lo que explica que se haya convertido en un especialista. También ha roto una lanza a favor de todos los profesionales que hacen posible que salga adelante un largometraje. «Si la gente supiera cuanta gente vive de esto se lo pensaría dos veces antes de recurrir a la piratería».

Javier Olivares, guionista y creador de las series Isabel, Víctor Ros y El Ministerio del Tiempo, se ha mostrado contundente al constatar que los jóvenes no tienen en general conocimientos ni ansia ninguna de conocer. Pero «no es sólo un problema del cine, existe un desprecio general a la cultura». La culpa no es suya, ni mucho menos, sino que se trata de «una política de estado», de la que tienen la culpa los políticos y gobernantes «de todos los signos políticos, pues se tiende a culpar al rival». Ha revindicado también el cine como creación colectiva.

Finalmente, Jaime Rosales, director de títulos como La soledad ha declarado, que no necesariamente se necesita conocer la historia del cine para dedicarse a las películas. «Admiro muchísimo a Wang Bing, que ha rodado muy bien el cine digital. Pero no le interesa nada que no sean sus propias filmaciones». Por otro lado, reivindica la figura del maestro, pero cree que «debe acometer su trabajo con pasión, y con cierta humildad, pues no está claro siempre que lo que enseña vaya a tener utilidad».

El Festival Internacional de Cine y Educación de Madrid tiene lugar del 11 al 16 de abril de 2014

ecucacine carte grande

www.festivaleducacine.es