El Cielo no puede esperar, estreno 24 de febrero

Primera película sobre el beato Carlo Acutis, conocido como "el influencer de Dios"

El cielo no puede esperar (2022)
El cielo no puede esperar (2022)

El Cielo no puede esperar, estreno 24 de febrero

Dirigida por José María Zavala (Amanece en Calcuta, Wojtyla. La investigación) y distribuida por European Dreams Factory, el próximo 24 de febrero llega a los cines españoles el estreno de El Cielo no puede esperar, la primera película sobre el beato Carlo Acutis, conocido como «el influencer de Dios».

El documental ofrece una decena de testimonios de enorme impacto de jóvenes y no tan jóvenes que han dado un vuelco a sus vidas por intercesión de Carlo Acutis, convertido así en un verdadero ángel para ellos. Uno de estos jóvenes pasó de un estado de desesperación a volver a nacer después de encomendarse con singular fervor a Carlo. Ahora él ofrece su increíble testimonio por primera vez en esta película. Como lo hacen también Antonia Salzano, madre del joven beato (que estará presente en varias proyecciones de diferentes ciudades de España durante la semana de estreno), o José Luis, enfermo de covid-19, que permaneció dos meses en coma y despertó ante la estupefacción de los médicos tras un inolvidable sueño con Acutis.

El Cielo no puede esperar recorre también los hitos biográficos del propio Acutis, en parte recreados mediante escenas de ficción en la que interviene un actor que guarda un asombroso parecido físico con Carlo. Todo ello, junto con documentos e imágenes inéditas del protagonista que ilustran, por ejemplo, su vida familiar, la relación privilegiada con san Pío de Pietrelcina o «el estado muy íntegro», cercano a la incorruptibilidad cadavérica, apreciado durante la exhumación de su cuerpo el 23 de enero de 2019. El filme ha sido rodado entre Madrid y Asís.

Producida por los hermanos Borja e Inés Zavala, jóvenes de 21 y 20 años respectivamente, el equipo de El Cielo no puede esperar ha estado liderado por el realizador José María Zavala, quien se ha rodeado de destacados profesionales del cine español, como el montador Rod Reego, formado en Los Angeles, o el director de fotografía Miguel Gilaberte, que ha trabajado anteriormente en producciones como Velvet, Alta mar o Es por tu bien y con directores de renombre internacional como Pedro Almodóvar o Alejandro Amenábar.

La música de la película corre a cargo de Luis Mas, que trabajó anteriormente como compositor de la BSO de la película Tengamos la fiesta en paz, dirigida por Juan Manuel Cotelo. El videoclip con la canción oficial, titulada también El Cielo no puede esperar, compuesta e interpretada por el propio Mas, se ha convertido en todo un hit, al haber superado el medio millón de visualizaciones en apenas un mes desde su publicación en YouTube.

Zavala ha dejado claro que su quinto filme «va a ser una revolución entre los jóvenes y no tan jóvenes del mundo entero. Es una película que no va a dejar un momento de respiro a los espectadores por la enorme carga emotiva y esperanzadora que representa la figura de Carlo Acutis, un joven excepcional pero al mismo tiempo normal, donde otros muchos jóvenes como él pueden verse reflejados como en un espejo».

Sinopsis

El 12 de octubre de 2006 falleció el joven británico-italiano Carlo Acutis, como consecuencia de una leucemia fulminante. Tenía solo 15 años. Desde entonces, la vida ejemplarizante de este adolescente «de andar por casa», entusiasta del saxofón, los videojuegos y la informática, se ha difundido con una fuerza imparable entre los jóvenes, hasta el punto de que su nombre sigue siendo hoy trending topic en Google y en las redes sociales.

Sabiendo que iba a morir, Carlo Acutis ofreció todos sus sufrimientos por la salvación de muchos. Y no solo su intercesión resultó decisiva para curar al niño brasileño Matheus de una mortal malformación congénita en el páncreas, cuyo milagro sirvió para que el Papa Francisco lo beatificase el 10 de octubre de 2020, sino que su poder intercesor sigue siendo hoy más activo que nunca. No en vano se cuentan ya por centenares las gracias y favores obtenidos por su mediación.

El Cielo no puede esperar ofrece una decena de testimonios de enorme impacto de jóvenes y no tan jóvenes que han dado un vuelco a sus vidas por intercesión de Carlo Acutis. La película recorre también los hitos biográficos del propio Acutis, en parte recreados mediante escenas de ficción en las que interviene un actor que guarda un asombroso parecido físico con Carlo.

Suscríbete a la revista FilaSiete