Rodaje Al sur de Guernica en Los Refugios de Almería

Una película de suspense y terror de Xavier Cruzado

Rodaje Al sur de Guernica en Los Refugios de Almería
Rodaje Al sur de Guernica en Los Refugios de Almería

Rodaje Al sur de Guernica en Los Refugios de Almería

Titulado «Al sur de Guernica», el filme se basa en una idea original de Xavier Cruzado

«Lo peor de una pesadilla», dice el cartel, «es tener que revivirla». Bajo este lema ha arrancado un proyecto cinematográfico que, de encontrar buen puerto, abordará en clave de suspense y terror uno de los sucesos más dramáticos que vivió Almería (y España, aunque sea poco conocido por muchos): los bombardeos a la ciudad durante la Guerra Civil.

El proyecto de rodaje Al sur de Guernica en Los Refugios, que ha entrado en fase de preproducción, es una idea original del barcelonés Xavier Cruzado, quien también la dirigiría. El guión, firmado por Silvia Argente, prevé una película de unos 120 minutos.

La historia, desde luego, promete todos los ingredientes de los géneros de suspense y terror. El día del 70 aniversario del bombardeo más trágico sobre la ciudad de Almería durante la Guerra Civil, un grupo de ciudadanos y turistas entra a visitar el refugio antiaéreo habilitado como museo en la ciudad.

De pronto, inexplicablemente, quedan encerrados y aislados debido a una escalada vertiginosa de sucesos. La desorientación, el miedo y cuatro kilómetros y medio de túneles laberínticos y claustrofóbicos, les hacen revivir sus peores pesadillas.

Xavier Cruzado intenta en esta cinta “contar una historia compuesta por personajes complejos que, sin saber por qué, se ven atrapados en un lugar tan singular como los refugios de Almería, y su afán por llevarlos ante una situación límite y de desesperación”, explica el realizador.

Los caracteres no son los típicos de estos géneros. Cuatro son personas de la tercera edad, hay un adolescente, una mujer de cuarenta y algunos años, un hombre de unos casi cincuenta y una mujer joven embarazada. Cada unos de ellos arrastra miedos y terrores del pasado, confusiones y experiencias vividas que no han logrado superar.

Como largometraje de género, además, «todo queda enlazado y cada elemento se sucede con una intención clara de provocar al espectador, plantear la dualidad del ser humano, sus fantasmas internos y su afán de superación frente a los mismos», afirma Cruzado. «Es una película cargada de reflexiones profundas que se dejan entrever en medio de una atmósfera agresiva, y que genera confusión, una película que durante hora y media no dejará respirar a los espectadores».

Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año