Clint Eastwood vuelve a ponerse delante y detrás de la cámara -como ya hiciera en 2009 con Gran Torino– con su nueva película, Mula (The Mule), que llegará a los cines españoles el próximo 8 de marzo. Le acompañan en el reparto actores y actrices más que reconocidos como Bradley Cooper, Laurence Fishburne, Michael Peña, Dianne Wiest y Andy García, así como Alison Eastwood, Taissa Farmiga, Ignacio Serricchio, Loren Dean y Eugene Cordero.

Eastwood da vida a Earl Stone, un hombre de unos 80 años solo y arruinado que se enfrenta a la ejecución hipotecaria de su negocio y al que ofrecen un trabajo en el que solo tiene que conducir. Pero sin saberlo, Earl acaba de convertirse en un correo de drogas para un cártel mexicano. Earl lo hace tan bien, que su carga aumenta exponencialmente y se le asigna un controlador. Pero ese controlador no es el único que le vigila. La nueva y misteriosa mula de la droga también ha llegado al radar de Colin Bates, un agente de la DEA. Y aunque sus problemas de dinero han desaparecido, los errores del pasado de Earl vuelven a la carga. No está claro si tendrá tiempo para corregir esos errores antes de que los agentes de la ley, o los sicarios del cártel, lo atrapen.

Cooper, que interpreta al agente Bates, vuelve a trabajar con Eastwood, con quien ya protagonizó y produjo El francotirador, película por la que fue nominado a los Oscar. Fishburne, por su parte, encarna al agente especial de la DEA a cargo del caso; Peña (Narcos) interpreta a otro de los agentes; la ganadora del Oscar, Wiest (Balas sobre Broadway, Hannah y sus hermanas) es la ex esposa de Earl; mientras que García encarna a un jefe del cártel.

El guion de Mula, de Nick Schenk (quien también escribió el de Gran Torino), está inspirado en el artículo del New York Times Magazine titulado «Una mula de la droga de 90 años en los cárteles de Sinaloa», escrito por Sam Dolnick. En la producción también encontramos a Clint Eastwood con su compañía Malpaso, junto con Tim Moore, Kristina Rivera y Jessica Meier, y Dan Friedkin y Bradley Thomas de Imperative Entertainment.

Acompañando al realizador californiano encontramos al director de fotografía Yves Bélanger (Brooklyn, Dallas Buyers Club) y al diseñador de producción Kevin Ishioka (15:17 Tren a París), junto con la diseñadora de vestuario Deborah Hopper y el montador ganador del Oscar Joel Cox (Sin perdón), que han trabajado con Eastwood en numerosos proyectos a lo largo de los años.