Inicio Noticias Actualidad del Cine SEFF se consolida con la presencia de los directores europeos más aclamados...

SEFF se consolida con la presencia de los directores europeos más aclamados del momento

Mañana viernes 8 de noviembre comienza la decimosexta edición del SEFF (Festival de Cine Europeo de Sevilla). Una cita para los profesionales y amantes del cine que hará de Sevilla una localización de película hasta el próximo sábado 16.

En estos días, los Cines Nervión y otros lugares emblemáticos de la ciudad proyectarán más de 230 películas y albergarán 150 coloquios y encuentros con cineastas, además de exposiciones, conciertos y un buen número de actividades paralelas dirigidas a profesionales de la industria cinematográfica y a cinéfilos, escolares, etc.

- Anuncio -

La presente edición rendirá homenaje al realizador, guionista y productor Pere Portabella, que recibirá el Giraldillo de Honor por toda su trayectoria. Además, como todos los años, el sábado 9 se leerán en el marco del Festival las nominaciones de los premios de la Academia de Cine Europea (EFA).

Si en algo destaca el SEFF es por atraer a directores que desean estrenar aquí sus películas y valoran la oportunidad de encontrarse con el público. Muchos de esos cineastas repiten. Es el caso del realizador barcelonés José Luis Guerin, que ganó en 2015 el Giraldillo de Oro por La academia de las musas, y regresa con el cortometraje De una isla que comentará en una sesión exclusiva con los espectadores. De hecho, es precisamente ese espectador el protagonista del cartel anunciador del certamen, obra de la artista Ana Langeheldt, que representa una chica que contempla extasiada una película como si formara parte de su trama.

En esta edición, presentarán sus últimos trabajos por primera vez en España directores que vienen de triunfar en los grandes festivales internacionales, como Robert Guédiguian, Jessica Hausner, Bruno Dumont, Elia Suleiman, Justine Triet, Pietro Marcello, Rodrigo Sorogoyen y Mark Cousins, entre otros.

Madre, de Rodrigo Sorogoyen, inaugura el festival

En particular, Madre, de Rodrigo Sorogoyen, inaugurará la 16 edición del SEFF tras su estreno mundial en el Festival de Venecia. Su proyección en salas está previsto para el 15 de noviembre. Madre es un thriller psicológico basado en el cortometraje homónimo que la valió la nominación al Oscar en 2019. Protagonizada por Marta Nieto, acompañada en el reparto por Àlex Brendemühl y Jules Porier, y escrita junto a su coguionista habitual, Isabel Peña, afronta un relato de ausencias, desplazamientos y esperanzas ante la posibilidad de recuperar lo más querido.

Madre (2019), de Rodrigo Sorogoyen
Madre (2019), de Rodrigo Sorogoyen

Después de The Story of Film: An Odyssey, su celebrado ensayo sobre la historia del cine, Mark Cousins aborda en Women Make Film: A New Road Movie Through Cinema, otro monumental proyecto de unas 14 horas de duración, el legado cinematográfico del cine hecho por mujeres, a través de más de mil secuencias de películas. Un viaje sorprendente y lleno de asociaciones, compuesto con fragmentos de películas rodadas a lo largo de 13 décadas por cineastas como Chantal Akerman, Kathryn Bigelow, Ana Mariscal, Agnès Varda, Jessica Hausner, Lucrecia Martel, entre muchas otras.

Una selecta sección oficial

Roy Andersson, Marco BellocchioRobert GuédiguianBruno Dumont… algunos de los mejores directores de Europa y de otros continentes, gracias a la coproducción, estarán en la Sección Oficial del Festival de Sevilla. La selección nos ofrece producciones que reflejan la diversidad cultural europea con nombres como el de Abel Ferrara, Elia Suleiman y Nadav Lapid, que competirán en Sevilla en una de las ediciones del SEFF con más figuras internacionales. Estos dos últimos, palestino e israelí respectivamente, vienen de ganar grandes premios en Cannes y en la Berlinale con sus filmes De repente, el paraíso y Sinónimos, demostrando que temas tan vigentes como el de la identidad nacional pueden tratarse desde ángulos inesperados.

Little Joe supone un sorprendente giro en la filmografía de la ganadora del Giraldillo de Oro con Lourdes, la austriaca Jessica Hausner. Protagonizada por Emily Beecham (¡Ave, César!), premio a la mejor actriz en Cannes, y Ben Whishaw (La chica danesa, Skyfall), narra la historia de una bióloga que, tras crear en laboratorio una planta que proporciona la felicidad a su dueño, se la lleva a casa como regalo para su hijo. Entre el drama y la ciencia ficción, la filosofía y el cómic, el análisis y la evocación, esta cinta reflexiona sobre la obligatoriedad de ser feliz.

Un clásico de la dirección, Abel Ferrara (Teniente corrupto), estará en la Sección Oficial del SEFF con Tommaso, relato con el que pone en imágenes las obsesiones y ansiedades de un cineasta americano en Roma. Retrato visceral de una mente torturada en el que Ferrara vuelve a confiar en Willem Dafoe como protagonista después de Pasolini, y con el que regresa a la ficción cinco años después.

Robert Guédiguian (La ciudad está tranquila) consiguió en Venecia con Gloria Mundi el premio a la mejor actriz para su musa Ariane Ascaride. La película retrata los nuevos conflictos laborales y retoma los temas clave de su obra: el análisis del capitalismo a través de consecuencias como el paro o la precariedad laboral. La trama sigue el reencuentro de una familia de Marsella tras el nacimiento de una niña y la salida de la cárcel de su abuelo.

La adaptación del director italiano Pietro Marcello (Bella y perdida) de la novela Martin Eden, de Jack London, viene de ser encumbrada por la crítica en Venecia, donde el actor Luca Marinelli logró la Copa Volpi. Una monumental obra sobre el ascenso social de un joven marinero que quiere ser escritor, donde se cruzan pasado y presente con una insólita fuerza lírica, y que posee la virtud de elevar la profundidad de un relato literario magistral.

Dramas históricos y políticos

Otras obras que se presentarán en el SEFF reflejan periodos históricos y políticos turbulentos; es el caso de Longa noite, de Eloy Enciso, una película oscura y sensorial, apoyada en la fotografía de Mauro Herce (Dead Slow Ahead). Sirviéndose de textos de diversos autores como Max Aub, Alfonso Sastre, Luis Seoane o Marinhas del Valle, la cinta, con la que Enciso compitió en Locarno, narra recuerdos del franquismo a partir del retorno de Anxo a su pueblo natal en Galicia, tras la Guerra Civil.

Con El traidor, candidata italiana a los Oscar, Marco Bellocchio (Buenos días, noche) bucea en la historia de Tommaso Buscetta, el primer jefe de la mafia siciliana convertido en pentito -exmiembros de organizaciones criminales que, tras abandonarlas, colaboran con la justicia-. El testimonio de este personaje histórico ante el juez Giovanni Falcone, en uno de los juicios más mediáticos de la historia de Italia, permitió imputar a más de 1.400 personas y sirvió para descubrir muchos aspectos de la mafia desconocidos hasta la fecha. Se trata de un tenso thriller político llamado a ocupar un lugar destacado en la filmografía sobre la Cosa Nostra.

Continuación de Jeannette: La infancia de Juana de Arco (2017), Juana de Arco es la adaptación que el cineasta Bruno Dumont -Mención Especial en «Un Certain Regard» con este título– hace de las últimas partes de Domrémy, obra del escritor Charles Péguy. Una película entre el drama realista y la vanguardia que, con el fondo musical del cantante francés Christophe, retrata a la joven en el momento en que se pone al frente del ejército de su país. 

Dos comedias de culto

El autor sueco Roy Andersson mostró en premier mundial cerca de 30 minutos de About Endlessness, durante el homenaje que el SEFF le brindó la pasada edición. La película, que recibió el León de Plata a la mejor dirección en Venecia y que se inspira en Las mil y una noches, es una hipnótica comedia de regusto amargo que explora el absurdo de la sociedad, a través de una sucesión de escenas yuxtapuestas de las distintas fases del ser humano.

O Som e a Fúria (productora de las últimas obras de Miguel Gomes, Ira Sachs, Lucrecia Martel y F.J. Ossang, entre otros) trae a Sevilla Technoboss, una comedia con incursiones en el musical con la que el cineasta portugués Joao Nicolau (John From, Las Nuevas Olas 2016) concursó en Locarno. El director comercial de una empresa de seguridad cuenta los días hasta su jubilación al volante de su coche, cantando sobre lo que ve a su alrededor, en esta película en la que el director vuelve a hacer gala de su irreverencia, esta vez de la mano de un personaje con un toque gamberro que se resiste a darse por vencido.

Todos estos nombres se unen a otras más como la citada Madre, Dios existe, su nombre es Petrunya, de Teona Strugar MitevskaLa Gomera, de Corneliu PorumboiuSibyl, de Justine Triet; Atlantis, de Valentyn Vasyanovych; y La famosa invasión de los osos en Sicilia, de Lorenzo Mattotti.