Amanecer: Un relato abrumador

Amanecer | Un pueblo costero recibe en verano las visitas de gente de la ciudad. Una frívola vampiresa seduce a un lugareño y le convence para que deshaga de su esposa.

Murnau (1888-1931) llegó a Estados Unidos con la vitola de ser el mejor director de cine de Europa (en Estados Unidos estaba Griffith, que era un superclase), con películas asombrosas como Nosferatu, Fausto y El último. La Fox le contrató para trabajar en Hollywood y Murnau hizo esta película de exquisita escritura fílmica, aunque para nada afectada o manierista.

Estamos en un pueblo costero recibe en verano las visitas de gente de la ciudad. Una frívola vampiresa seduce a un lugareño y le convence para que se deshaga de su esposa. El subtítulo original Una canción de dos seres humanos podría parecer grandilocuente pero cuando se ha visto la película se concluye en que es una descripción perfecta para una obra maestra, que es muy concreta (en la peripecia de los protagonistas) y, a la vez, muy abstracta (pocas veces el cine ha mostrado las pasiones humanas de una forma más químicamente pura).

Murnau maneja como pocos las antítesis (luz-sombra, blanco-negro, rubia-morena, campo-ciudad, inocencia-vicio) y las pone al servicio de un relato de un lirismo arrollador (las secuencias del viaje en tren y de la pareja en la ciudad son inolvidables. La portentosa fotografía es del inglés Charles Rosher y del neoyorquino Karl Struss, ganadores del Oscar). Janet Gaynor (1906-1984), ganadora del primer Oscar a la mejor actriz por esta película, era la novia de América en ese momento, con toda lógica: es una actriz fabulosa. Se casó en 1939 con el famoso diseñador de vestuario Adrian, hasta que éste falleció en 1959.

La película fue la primera en incorporar el sistema de sonido Movietone que William Fox había comprado en 1926 y que permitía que el celuloide llevase incorporados música, efectos de sonido y unas pocas palabras asíncronas.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Charles Rosher, Karl Struss
  • Montaje: Harold D. Schuster
  • Música: Hugo Riesenfeld
  • País: EE.UU. (Sunrise: A Song of Two Humans), 1927
  • Duración: 90 min.
  • Público adecuado: +16 años
Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete
Reseña
s
Profesor universitario de Narrativa Audiovisual, Historia del Cine y Apreciar la belleza. Escritor