Días del cielo: Un poeta americano con ecos bíblicos

«Una película que no es para ser descrita. Es para ser vista» señaló el productor Bert Schneider en unas declaraciones a The New York Times (21 de octubre de 1976) cuando Días del cielo se estaba rodando. En el mismo periódico, en una crítica de Harold C. Schonberg, la situaba entre una pastoral tejana y Cavalleria Rusticana.

El segundo largometraje de Terrence Malick se estrena en 1978. Han pasado cinco años del estreno de Malas tierras y Malick no encontró especiales problemas para encontrar financiación. En esta ocasión, una major, Paramount, se implica en el proyecto ab initio, después de leer el guion. En el proceso, se embarcan amigos y conocidos de Malick, que vuelve a demostrar que tiene capacidad para hacer amigos y pedirles ayuda.

El cineasta escribe una historia nuevamente trágica. En 1916, dos amantes, Bill y Abby, que se hacen pasar por hermanos, huyen apresuradamente hacía el sur. Marchan de una ciudad industrial, presumiblemente Chicago. En los primeros compases de la película, vemos a Bill trabajando como fogonero en una fundición. Tras una breve discusión con el capataz de la fundición en que trabaja, cuyo contenido no escuchamos, Bill golpea fatalmente a su jefe. En la escapada apresurada, los acompaña Linda, una niña de 12 años, hermana de Bill.

Los tres llegan en tren a una finca de Texas donde son contratados para trabajar como jornaleros en un latifundio que se prepara para recoger la cosecha. El lugar es diametralmente opuesto a la ciudad industrial y humeante, un mar de tierra cultivada les espera: acceden a él por una puerta, en lontananza observan la casa del propietario.

Tras tomar conciencia de la riqueza del propietario que ha quedado prendado de Abby, Bill convence a su amante para que se case con el terrateniente, un hombre joven que al parecer sufre una enfermedad terminal que puede llevarle a la muerte en el plazo de un año. El drama está servido.

[…]

El cine agraciado de Terrence Malick (Alberto Fijo)El artículo completo de esta película está publicado en el libro El cine agraciado de Terrence Malick, que se puede adquirir en nuestra Tienda.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Néstor Almendros
  • Montaje: Billy Weber
  • Música: Ennio Morricone
  • Vestuario: Patricia Norris
  • País: EE.UU. (Days of Heaven), 1978
  • Duración: 94 min.
  • Distribuidora en España: Filmin
  • Público adecuado: +16 años
Suscríbete a la revista FilaSiete