Lejos del mundanal ruido: Hermosa versión

Lejos del mundanal ruido | Una rica heredera rural, joven y hermosa, tiene un fuerte carácter y un orgullo desmedido. Su relación con tres hombres será dramática.

El británico Schlesinger llevó al cine la hermosa novela homónima de Thomas Hardy, uno de los escritores predilectos del cine. Escrita en 1874 es quizás la más perfecta de las novelas de Hardy, con un inolvidable retrato de personajes, unos conflictos morales llenos de dramatismo y una vívida descripción de la vida en el campo. No dejen de leerla , tienen una exquisita edición en Alba. «Las mujeres nunca se cansan de lamentar la inconstancia de los hombres en el amor, y sin embargo desprecian su constancia», dice Hardy en su novela, y ése es verdaderamente el lema que la mueve a un ritmo sereno aunque apasionado.

El director de Marathon Man supo llevar a la pantalla esta trágica historia con una fidelidad encomiable al espíritu victoriano de Hardy gracias al guión de Raphael (ese mismo año se estrenó otra gran película escrita por él y dirigida por Donen, Dos en la carretera), a una fotografía sublime de Roeg, inspirada en los grandes paisajistas ingleses, y a la música de Richard Rodney Bennett (el compositor de Nicolás y Alejandra). Julie Christie está arrebatadora.

La versión de la novela que se estrenó en 2015 es muy valiosa. Es un ejercicio muy interesante compararla con la película de 1967. El trabajo del director danés Thomas Vinterberg es formidable, apoyado en el guion adaptado del inglés David Nicholls y en una cuidadísima fotografía de la también danesa Charlotte Bruus Christensen. En la parcela interpretativa, Carey Mulligan, Matthias Schoenaerts y Michel Sheen hacen un trabajo admirable.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Nicolas Roeg
  • Montaje: Malcolm Cooke
  • Música: Richard Rodney Bennett
  • País: Reino Unido (Far from the Madding Crowd), 1967
  • Duración: 163 min.
  • Distribuidora en España: Warner
  • Público adecuado: +16 años
Suscríbete al newsletter semanal de FilaSiete