Inicio Noticias Entrevistas Aki Kaurismäki habla sobre Fallen Leaves, su último trabajo

Aki Kaurismäki habla sobre Fallen Leaves, su último trabajo

"Estuve cinco días exactos escribiendo el guion. Me puse a escribir y mis dedos se dejaron llevar por mi subconsciente. Yo fui un mero espectador"

Fallen Leaves (2023)

Aki Kaurismäki habla sobre Fallen Leaves, su último trabajo

En el pasado Festival de Cannes, donde se llevó el Premio del Jurado, el cineasta finés Aki Kaurismäki atendió a los medios allí citados para abundar sobre su último trabajo, la extraordinaria Fallen Leaves. Como indica Ana Sánchez de la Nieta en el último número de FilaSiete, «los personajes que pueblan el cine de Kaurismäki son adustos, torpes, indecisos, incompletos y sumamente imperfectos, pero el cineasta finés los mira con cariño, los entiende, los compadece. Los quiere. Y ese amor traspasa la pantalla. Y, por eso, el cine de Kaurismäki es nostálgico y melancólico. Es, a veces, triste, pero al mismo tiempo y, sobre todo, es, siempre, esperanzado».

¿Cree que las guerras avivan las historias de amor?

¿Se refiere concretamente a la guerra de Ucrania? ¿Al ataque injustificable que ha ejercido Rusia sobre Ucrania? Sí, es inevitable hablar de ello, no podemos no hacerlo. Las películas son para toda la vida y la gente seguirá viéndolas en un futuro, si es que sobrevive. En principio, las películas perdurarán un tiempo, pero ¿qué son unos años si se comparan con la eternidad?


¿Utiliza el romanticismo para huir de la realidad?

Esta es la película más realista que he hecho desde la última.

Creo que la película da unas pinceladas de la importancia que ha tenido Chaplin en la historia del cine. Más allá del nombre de la perra, se hacen muchas referencias al cineasta. Me gustaría que hablase de la influencia que ha tenido Chaplin en usted y que nos dijese si sigue revisitando sus películas. Por otro lado, si no me equivoco, cuando los protagonistas van al cine aparece un póster de Breve encuentro, la película de David Lean. ¿Podría hablarnos del por qué de la elección de este maravilloso largometraje?

Veo que se ha percatado. El póster de Breve encuentro era mi referente en cuanto a que una historia de amor, aunque sea fugaz, puede ser intensa. Ellos prácticamente no se conocen hasta la última escena. Durante el resto de la película, o están siendo arrollados por un tren o están perdiendo la chaveta. En mi opinión, estos dos no deberían haberse conocido nunca. Pero Chaplin sigue y seguirá siendo el mejor. Fue uno de los máximos exponentes del cine clásico de Hollywood, para lo bueno y para lo malo, pero también creó el cine tal y como lo conocemos hoy en día. Me gustan mucho Ozu, Buñuel y Marcel Carné, pero Chaplin siempre será el mejor porque su esencia era la sencillez.

Su película, como siempre, tiene un tono melancólico y triste, pero he tenido la sensación de que esta vez iba mucho más allá, como si fuese una película de despedida. Me gustaría saber si es así y si tiene otros proyectos futuros en mente.

Tengo pensado el 25% del guion de mi próxima tragicomedia, que llevaré a cabo en los próximos dos años, si sigo vivo. Con los mismos actores. Lo prometí sin querer, así que no puedo cambiar de actores. Aunque sí que me gusta cambiar de actores.

Aki Kaurismäki

La película nos cuenta una historia de amor, pero también hay otro tema muy presente: el alcoholismo. Me gustaría saber si podría compartir con nosotros por qué ha incluido este tema en la película.

Lo he incluido porque no me resulta para nada familiar.

Quería preguntarle acerca de las continuas retransmisiones de radio sobre la invasión rusa en Ucrania que hay en la película. En su criterio, ¿por qué las puso de fondo? Por otro lado, me ha dado la sensación de que los protagonistas estaban en parte cansados de la guerra. ¿Cree que Europa está cansada del tema y usted quería recalcarlo en la película?

Desafortunadamente, Europa no existe, en un sentido filosófico. Yo no podría haber sido capaz de hacer una película durante la guerra y no mencionarla de alguna forma, así que la incluí a través de la radio. La película es básicamente una historia de amor porque no podía hacer otra cosa, pero tenía que comentar el tema de algún modo. No obstante, también pienso que esta maldita guerra ahora necesita historias de amor, da igual lo que esté pasando en Finlandia.

Hay mucha soledad y tristeza en su película, pero no hay ni rastro de desesperación, lo que significa, en mi opinión, que protege y quiere a sus personajes. Me gustaría preguntarle cómo mantiene su amor por la humanidad.

Hubo muchísima desesperación, pero detrás de las cámaras.

¿Ha querido hacer un símil de los hombres cantando en el karaoke como si fueran pájaros cantando para atraer a una mujer?

No he entendido muy bien la pregunta, pero los pájaros siguen cantando y yo no. A finales de los ochenta, me di cuenta de que si en las películas poníamos clips de noticias de lo que ocurría en Tiananmén, en China, era algo que iba a permanecer para siempre, porque aquello, prácticamente, ha caído en el olvido. Y por esta razón quería plasmar esta maldita guerra en la película, porque quizá alguien la vea luego y entienda cuán cruel y estúpida es.

Solo tengo una pregunta sobre la escena en la que los protagonistas van al cine a ver la película de Jim Jarmusch sobre zombis. En esa escena hay dos personas que la comparan con películas de Bresson y Godard. ¿Son críticos de cine? ¿Y qué piensa el propio Jim Jarmusch sobre ello?

No son críticos de cine, son mis vecinos. Y Jim estuvo aquí ayer. Casi llora, y eso es raro en él. Siempre contrato a gente que me pueda llevar en coche al rodaje.

Sus películas rebosan empatía y humanidad, pero teniendo en cuenta el clima político actual en Finlandia y en Europa, ¿cree que la empatía y la humanidad son cualidades que están en peligro de extinción?

Esto puede sonar a tópico, pero la humanidad es lo único que tenemos, y cada vez nos queda menos, así que… adiós, amigos.

En esta película, ¿podría decirnos qué criterio ha seguido para decantarse por unas canciones en concreto?

Usé música de discos que tenía en casa. Intenté usar canciones de Screamin’ Jay Hawkins, pero no podía permitírmelo, así que elegí un tango. No un tango, un foxtrot. Siempre lo intento y todo se resume en negociar, negociar y negociar. Y los yankis son unos tacaños asquerosos y nunca puedo usar la música que me gusta. Lo cierto es que no saben cuánto dinero están perdiendo. Uso la música que me gusta porque… ¿por qué no?

Se ha hablado de la invasión rusa en Ucrania y también se menciona en la película. Este mismo ataque ha obligado a Finlandia a incorporarse a la OTAN hace un mes. Anteriormente, usted dijo que no era partidario de la adhesión, e incluso llegó a decir que quemaría su pasaporte si Finlandia se incorporaba a la OTAN. ¿Cómo ve este tema a día de hoy?

En Finlandia tenemos una democracia. Todos sus habitantes, con diferentes opiniones, forman una democracia. Si el 75 % de la población dice que quiere incorporarse a la OTAN por seguridad, ¿quién soy yo para decir lo contrario? Si hubiese habido un referéndum, habría votado que no, porque la independencia es nuestra única defensa y, a su vez, también lo es nuestra cabezonería.

Ha hablado de las muchísimas escenas que incluyen alcohol en su película. Me gustaría saber cuál es su relación con el alcohol.

El personaje está basado en mi experiencia propia porque conozco el tema. Aunque yo dejé de beber hace años… hasta mañana.

Fallen Leaves (2023)

¿Qué nos puede decir de la perra de la película? Porque a menudo salen perros en sus películas.

Es mi perra. Era una perra callejera de Braga, en Portugal. Estuvo vagando por las calles dos años y medio y nunca había estado en una gran ciudad. Cuando estuvo rodeada de 20 cámaras y de 20 personas en un piso diminuto, actuó divinamente. Creo que se merece la Palma de Oro canina.

Me gustaría preguntar acerca del guion. ¿Cómo lo creó en esta ocasión? Normalmente, escribe los guiones bastante rápido. ¿Le pasó lo mismo esta vez?

Todos los hago muy rápidos. ¿Cuál era la pregunta? ¿Si lo escribí rápido o no? En 30 horas exactamente. Esta historia melancólica ya me rondaba por la cabeza, pero entonces llegaron la guerra, esto y lo otro… Y estuve cinco días exactos escribiendo el guion. Me puse a escribir y mis dedos se dejaron llevar por mi subconsciente. Yo fui un mero espectador.

Tengo mucha curiosidad. En el pressbook dijo que sus películas y sus guiones son pésimos. ¿Vuelve a ver sus películas una vez terminadas? ¿Qué piensa de su trabajo cuando lo hace?

No las veo. Cuando era un chaval, hace unos 40 años, recuerdo que Buñuel dijo que no había vuelto a ver La edad de oro hasta 30 años después. Yo pensé: «Qué mentiroso. Por supuesto que la ve cada día». Pero luego aprendí que, en realidad, no quieres volver a ver nada tuyo que ya hayas estrenado. No me interesa hacerlo porque inviertes mucho esfuerzo y concentración en ello y solo te fijas en tus errores.

Su película es también un tributo al cine y a su amor por el cine. ¿Revisita las películas de otros cineastas?

¿Para qué? Es un gran error. Como todos, hago películas para el público, y para eso, durante un año me entrego en cuerpo y alma, pero después de eso me desprendo de toda responsabilidad.

Aki, no es su primera vez en Cannes. ¿Cómo es el festival en la actualidad?

Diferente a 1986 o a 1987. En aquel entonces no había tantos BMW ni Audi… ni tanta presencia estadounidense. Me encanta en qué se ha convertido el festival… no sé si percibís mi ironía.

Esta película culmina una tetralogía…

Me entristece que esta sea la cuarta parte de una trilogía. Las trilogías no pueden tener cuatro partes. Y por separado no funcionan. Tragedia, tragedia, misterio… y ahora escribo esto. Esta es la cuarta parte larga que faltaba, la cuarta parte de una trilogía. Pensaba que era broma, pero me di cuenta de que no, de que la gente ni siquiera sabe contar uno, dos, tres. Eso es una peli de Billy Wilder.

Hemos hablado del póster de la película y de Chaplin, Godard, Bresson… ¿Tiene siempre muy presentes a todos estos directores?

Hoy hemos rodado a las puertas del cine en el que murió Godard, así que quería
homenajearlo. Nunca nos conocimos, pero conocía sus películas.

¿Y cree que es mejor conocer las películas o al director que hay detrás de ellas?

En el caso de Godard, sí. Él tampoco quería conocerme a mí, así que…

Sherwan Haji, el actor que hace de Khaled en su anterior película, El otro lado de la esperanza, hace un cameo en esta cinta. Me gustaría saber si tenemos que esperarnos que este actor, cuya escena es maravillosa, vuelva a salir en una de sus películas más adelante. ¿Es un homenaje al personaje de Khaled?

Es un homenaje al personaje, a las personas y a los recuerdos. A medida que voy cumpliendo años, me gusta rodearme de actores consagrados con los que ya he trabajado anteriormente, y también me gusta trabajar con actores con los que nunca que trabajado, porque son muy buenos.

Suscríbete a la revista FilaSiete

Salir de la versión móvil