Inicio Películas Astérix: El secreto de la poción mágica

Astérix: El secreto de la poción mágica

Con los mismos autores que apostaron por la animación digital en La residencia de los dioses, nueva historia con ritmo formidable de Astérix y Obélix

542
0
Compartir
¿Has visto esta película? ¡Puntúala!
1: Pésima2: Pasable3: Entretenida4: Muy buena5: Obra maestra (3 votos. PUNTUACIÓN de usuarios: 4,00 sobre 5)
Cargando…
portada
Astérix: El secreto de la poción mágica

· Panoramix busca un sustituto, y Astérix está pasando el relevo a las nuevas generaciones para quienes el simpático galo es de la época de sus abuelos, y son ellos quienes decidirán si hay continuidad o harán otra cosa.

El legado

Panoramix recoge muérdago por el bosque realizando todo tipo de acrobacias y exhibiendo su maestría en el manejo de la oz hasta que una rama cede, cae al suelo y se rompe un tobillo. El incidente tiene consecuencias: el druida piensa que ha llegado la hora de retirarse, así que necesita encontrar un sustituto. Da comienzo una vuelta a la Galia, con Astérix y Obélix -y alguien más que tendrá su importancia- en busca del druida idóneo para ser el fabricante de la poción mágica que asegure la supervivencia de la aldea gala. No será fácil y vemos un desfile de candidatos, algunos muy llamativos, uno con un parecido a Jesucristo que puede resultar chocante.

Las adaptaciones de Astérix al cine empezaron hace más de cincuenta años, con Astérix el Galo y Astérix y Cleopatra, le siguieron algunas cintas con guion original, y terminaron con el desastre -hace veinte años- de películas con actores de carne y hueso. El mercado francés nunca se cansó de sus diversos Astérix, fuera hubo que esperar a 2014, con La residencia de los dioses, en animación digital, obra de Louis Clichy y Alexandre Astier, de la que escribí «Astérix ha encontrado su medio». Astérix, el secreto de la poción mágica viene de la mano de los mismos autores que utilizan la animación digital y explotan las claves del éxito anterior: la fidelidad al personaje y a las historias originales a la vez que escriben un guion nuevo, cinematográfico. La historia es sencilla, pero está cuidada tanto en los detalles técnicos como en el desarrollo del mundo de Goscinny y Uderzo. Y tiene un ritmo formidable.

El desarrollo del relato tiene un punto nostálgico que la favorece y da profundidad: el legado. Panoramix busca un sustituto, y Astérix está pasando el relevo a las nuevas generaciones para quienes el simpático galo es de la época de sus abuelos, y son ellos quienes decidirán si hay continuidad o harán otra cosa. Podría ser más intenso, es muy satisfactorio.

Reseña Panorama
s
Compartir
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.