· Con todos sus defectos, Crisis en seis escenas es agradable y diverti­da. Woody Allen se limita a cumplir, pero da lo que se es­pera de él desde la primera imagen.

Para los seguidores de Allen

Crisis en seis escenas es una miniserie de televisión es­crita, dirigida e interpretada por Woody Allen. Las se­ries de televisión, que pasan por un momento de gloria, están incorporando a grandes del cine, últimamente ha­bían conseguido captar a Martin Scorsese y a David Fin­cher. Allen llevaba años rechazando ofertas hasta que, declaró, le hicieron una que no pudo rechazar. Lue­go volvió a comentar que se arrepintió de haberlo he­cho. No es la primera vez que Allen trabaja para la te­levisión, pero también es cierto que lo había hecho al co­mienzo de su carrera, y que en cincuenta años el medio ha cambiado mucho y, para desgracia de su público, Woody Allen no.

La historia es sencilla, el realizador neoyorquino recuerda los años sesenta y sus grandes marchas de protesta anti racista, anti Vietnam, anti gobierno, anti capita­lis­mo, anti todo; una generación que luchó en alguna gue­rra descubría con asombro que sus hijos, sobre todo de clase media y alta, eran muy activos y muy de izquierdas; no entendían nada. En ese contexto vemos al ma­trimonio Munsinger, una pareja madura, de clase me­dia, Sidney es escritor vanidoso y con pretensiones, bien que solo de mediano éxito; su mujer Kay, es asesora ma­trimonial. Viven solos, sus retoños ya han abandonado el hogar, pero recientemente tienen un invitado, el hi­jo de unos amigos banqueros. La vida transcurre con una deliciosa monotonía hasta que una noche se cuela en su casa Lennie Dale, joven militante en un violento gru­po anti sistema, en busca de refugio, huyendo de la po­licía. Muy a pesar suyo, Sidney la protege y su vida se con­vierte en una (divertida) pesadilla.

Crisis en seis escenas
Woody Allen y Miley Cyrus en Crisis en seis escenas (2016)

Seis capítulos de unos veinte minutos nos dan un lar­go­metraje de dos horas, y uno tiene la impresión de que Woo­dy Allen no se ha esforzado demasiado a la hora de rea­lizar esta serie. Parece que ha escrito una película más y la ha troceado; si se juntan los capítulos y se ven de un tirón, estamos ante un largometraje más de Allen. Crisis en seis escenas sería una obra menor, pero no carente de interés para los aficionados al director neo­yorquino; contiene todas sus esencias: miedo a la muer­te, agnosticismo, psicoanálisis, snobismo cultural, bús­queda del amor; su manera de actuar haciendo de sí mis­mo, maniático hipocondríaco con sus tics y su manera de ponerse en ridículo. La serie es una obra de Allen que no aporta nada, pero que tampoco es despreciable. Con un mejor dominio de lo que es una miniserie, habría po­dido hacer algo de mayor calado.

La historia es nostálgica y aborda el mismo tema de Ame­rican Pastoral, la novela de Philip Roth que ganó el Pullitzer, pero en clave de humor, ligero y simplista, in­capaz de tratar con un mínimo de seriedad ninguno de los graves temas que aborda. En cuanto a las actuaciones, Allen hace de sí mismo y no hace falta decir más; le da réplica una gran Elaine May a quien solo se puede re­prochar no ser Diane Keaton, que nos haría reír en ca­da réplica. La activista Lennie está interpretada por Mi­ley Cyrus, quien sobreactúa, aunque este papel sea lo mejor que ha hecho en bastante tiempo.

Con todos sus defectos, la serie es agradable y diverti­da. Woody Allen se limita a cumplir, pero da lo que se es­pera de él desde la primera imagen, su manera de titu­lar y la melodía que acompaña los títulos de crédito, has­ta el final, pasando por sus típicas réplicas ingeniosas. El nivel de aceptación dependerá del entusiasmo por es­te director que tenga el espectador.

  • Creador: Woody Allen
  • País: EE.UU. (Crisis in Six Scenes, 2016)
  • Intérpretes: Woody Allen, Miley Cyrus, Rachel Brosnahan, John Magaro, Elaine May, Joy Behar, Mary Boyer, Marylouise Burke, Margaret Goodman
  • Duración: 1 temporada (6 capítulos de 24 minutos)
  • Emisión en España: Amazon
  • Público adecuado: +12 años
Reseña Panorama
s
Compartir
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.