Turn: Espías de Washington | Reescribiendo la historia

· Turn: Espías de Washington. Los guionistas aprovechan una investigación reciente sobre el tema, el trabajo homónimo de Alexander Ro­se, con lo que garantizan la fidelidad de los hechos, bá­sicamente la existencia de la red Culper, su eficacia y su enfrentamiento con el espionaje británico.

La serie que ahora nos ofrece Filmin tuvo bastante éxi­to en Estados Unidos y no es para menos, nuevos temas con los que alimentar el folklore patrio, la historia autén­tica de la primera red de espías norteamericano. Es­tamos en 1777 y el general Washington está a punto de perder la guerra. Necesita un éxito como sea y lo con­sigue gracias a una improvisada red de espías que le fa­cilitan la información necesaria para conseguir unos cuantos éxitos y frenar los golpes que le atesta y prepara el enemigo.

Los guionistas aprovechan una investigación reciente sobre el tema, el trabajo homónimo de Alexander Ro­se, con lo que garantizan la fidelidad de los hechos, bá­sicamente la existencia de la red Culper, su eficacia y su enfrentamiento con el espionaje británico. En torno a ello tenemos (las inevitables) historias de faldas, dramas fa­miliares y una lucha entre el bien -los rebeldes- y el mal -los británicos-, en donde toman una parte muy ac­tiva tanto las mujeres como la gente de color: el cine y las series históricas son ficción -basada en la realidad- con finalidad educativa, y esta serie, además de aportar unos datos nuevos, interesantes, mantiene los tópicos his­tóricos de siempre y añade unos más, muy del siglo XXI.

Aclarado este punto, Turn: Espías de Washington es una serie aceptable, lo bas­tante buena como para desear que fuera mejor. La re­construcción de época es bastante lograda, vestuario, utillaje y, sobre todo, los interiores; a ello añadimos un buen plantel de actores en excelente forma, que mues­tran lo importante: unas personas de carne y hueso ba­jo presión. Los guionistas, desgraciadamente, están un poco espesos, se entretienen demasiado en detalles y tardan en entrar en materia. Es significativo que el es­pectador comience el visionado de cada capítulo sin en­tusiasmo y acabe gratamente sorprendido.

Cada episodio muestra cuatro o cinco tramas en para­le­lo, soldados de uno y otro campo, espías de uno y otro campo, y gente «no alineada» que intenta sobrevi­vir en una época difícil. Cada espectador apreciará de ma­nera diferente las diferentes tramas. Los guionistas favorecen una de ellas que, en mi opinión, no es la más in­teresante.

Las cuatro temporadas tienen un corte similar y si glo­balmente se podría dar un seis a la serie, tiene momentos mejores -la cuarta temporada- y algunos peores -la segunda-.

  • Creador: Craig Silverstein
  • País: EE.UU. (Turn, 2014)
  • Dirección: Rupert Wyatt, Ed Bianchi, S.J. Clarkson, Adam Davidson, Michael Uppendahl, Eagle Egilsson, Jeremy Webb, Kenneth Fink, Oliver Hirschbiegel
  • Guion: Craig Silverstein, Michael Taylor, Andrew Colville, Aida Croal, Mitchell Akselrad, LaToya Morgan
  • Intérpretes: Jamie Bell, Seth Numrich, Daniel Henshall, Meegan Warner, Kevin McNally, Burn Gorman, Heather Lind, Angus Macfadyen, Samuel Roukin, JJ Feild, Ian Kahn
  • Duración: 4 temporadas (10 capítulos de 45 minutos)
  • Emisión en España: Filmin
  • Público adecuado: +16 años (VS-)
Reseña Panorama
s
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.