· Downton Abbey | Desde hace años, seis temporadas, millones de espectadores han seguido las venturas y desventuras de los Crawley, hasta el punto de que había especulación en torno a esta película.

Downton Abbey: Los Crawley reciben a sus majestades

Es posible que haya alguien que no conozca la serie de televisión, un joven que vino al pase de prensa conmigo lo ignoraba, a ellos hay que decirle que Downton Abbey es una fenomenal mansión en Yorkshire, que lleva anejas extensas tierras. Los propietarios son los Crawley, familia noble pero no de las primeras de Gran Bretaña. La acción se sitúa entre dos guerras, los felices veinte, y están presentes cuatro generaciones. Cada historia tiene dos -hasta tres- niveles porque los criados viven y sienten de modo similar a sus jefes, y el pueblo -el pueblo llano y la aldea-, también vive afectado por Downton Abbey.

Desde hace años, seis temporadas, millones de espectadores han seguido las venturas y desventuras de los Crawley, hasta el punto de que había especulación en torno a esta película, si sería un resumen de las historias anteriores, o si sería un episodio inacabado, o el arranque de otra temporada. Parecía que todo estaba dicho.

La película, lo podemos decir ya, es un gran espectáculo, tanto para el profano como para el incondicional de la serie. Mismo reparto, mismo guionista y director de la última temporada, han conseguido continuar la fórmula e innovar al mismo tiempo: lo que no se podía alterar se ha mantenido; lo que es más cinematográfico se ha hecho, la fotografía, los salones, los decorados, el lujo, todo es un poco mejor que en la televisión; y los personajes siguen creciendo en la misma dirección.

La historia es una simple anécdota, sus majestades van a pasar una noche en Downton Abbey, nada más, pero eso basta para que el pueblo entre en ebullición, la familia también: quien viene, quien no viene, qué me pongo, qué no me pongo… y, naturalmente, los criados que podrán -tal vez no- servir a sus soberanos. Una simple anécdota de la que Julian Fellowes, guionista, saca petróleo y hace soñar con una posible séptima temporada.

Nostalgia, elegancia, una secuencia precursora de lo políticamente correcto -la introducción de un personaje homosexual-, un lenguaje exquisito, la versión original juega continuamente con las voces, que reflejan/revelan las clases sociales. Un encanto, en definitiva, pero también se puede ver que el fondo no es completamente sano; preguntas del tipo ¿quién es el auténtico protagonista?, ¿cuál es la actitud real hacia la criada republicana?, y cualquier otra que pueda surgir tras el visionado darían lugar a un interesante debate.





 

A pie de pase

Ana Sánchez de la Nieta, crítico y subdirectora de FilaSiete, nos da su primera impresión de Downton Abbey, película de Michael Engler basada en la famosa serie televisiva, que se estrena en España el 20 de septiembre.

Ficha Técnica

  • Dirección: Michael Engler
  • Guion: Julian Fellowes
  • Fotografía: Ben Smithard
  • Montaje: Mark Day
  • Música: John Lunn
  • Intérpretes: Hugh Bonneville, Michelle Dockery, Maggie Smith, Joanne Froggatt, Kate Phillips, Imelda Staunton, Simon Jones, David Haig, Tuppence Middleton, Stephen Campbell Moore, Allen Leech, Elizabeth McGovern
  • Duración: 122 min.
  • Público adecuado: +12 años
  • Distribuidora: Universal
  • Reino Unido, 2019
  • Estreno: 20.9.2019
Reseña Panorama
s
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.