Bloody Sunday: ¿Quién, cómo, por qué…?

Bloody Sunday ha cosechado premios de relieve: Oso de Oro y premio del Jurado Ecuménico en Berlín, director y actor en los British Independent Film Awards y premio del Público en Sundance.

Trece muertos, veintisiete civiles alcanzados por armas de fuego a manos del ejercito inglés. Así termina el 30 de enero de 1972. El Domingo Sangriento. Un terrible episodio en el conflicto entre católicos y protestantes en Irlanda del Norte. Greengrass tenia en mente este tema desde que en 1982 entró en la cárcel de Maze para filmar como periodista a los presos del IRA. Fue entonces cuando escucho una versión de los hechos de este fatídico día bien distinta a la del gobierno británico.

- Anuncio -

Tanto Greengrass como el productor Mark Redhead, ambos irlandeses, se han servido de los recuerdos de Don Mullan, un escritor que con quince años vivió este día participando en la manifestación. Y se había dedicado a investigar las declaraciones de civiles, presentes en el conflicto, tomadas por activistas e ignoradas posteriormente en el proceso judicial que estudio las circunstancias que rodearon la matanza. Don Mullan accedió a colaborar en la película como asesor y productor aportando sus conocimientos y vivencias.

La acción transcurre en Derry un pueblo de Irlanda en el que se pone en marcha una manifestación para exigir los derechos civiles, anulados a los católicos el verano anterior. El gobierno puso en funcionamiento internamientos sin juicio a católicos activistas. Para detener esta manifestación los paracas tenían ordenes de intervenir por primera vez en las calles con la consigna de practicar 500 detenciones. Esto dará paso a los acontecimientos que muestra la película, contados a lo largo de veinticuatro horas y mostrados principalmente por cuatro protagonistas. El equipo de actores seleccionados para la película es uno de los pilares de la credibilidad y frescura de los personajes, los protagonistas, repartidos en ambos bandos del conflicto, están interpretados por cuatro irlandeses que conocen la situación y han tenido este día presente en sus vidas de una forma o de otra. Interesándose así por lo que se cuenta. James Nesbitt se mete en la piel de Ivan Cooper, un político protestante que lucha a favor de los derechos civiles de los católicos, un personaje que hizo reflexionar a James sobre el problema que vive su país. Uno de los personajes conductores de la historia, Gerry Donachy, esta interpretado por Declan Duddy, un chico de 16 años descubierto por los responsables del casting en Derry, sobrino de uno de las víctimas. Los miembros del ejercito que se enfrentan a la manifestación están representados en su mayoría por ex-militares que debutan como actores conociendo ya la manera de actuar de esta fuerza atacante.

Aire y textura documental

La historia que se cuenta en Bloody Sunday con imágenes inquietas conseguidas, con mucha cámara en mano, enfoques con zoom y un montaje de cortes lentos. El color recuerda la textura de una grabación de los años setenta con un intenso aire documental. El tristemente célebre Domingo Sangriento se reabre con hechos descubiertos recientemente, con una investigación judicial aún abierta. Una película de desarrollo lento (107 minutos) que va en línea ascendente hasta llegar a un final conocido pero no por ello menos sorprendente.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Ivan Strasburg
  • Montaje: Clare Douglas
  • Música: Dominic Muldoon
  • País: Reino Unido/Irlanda
  • Distribuidora: Alta Films
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año