Juan Pablo II y la revolución de la libertad: El arte de recordar

· Naglieri recuerda en Juan Pablo II y la revolución de la libertad que el Papa no habló nunca de política, sino de dignidad humana, de libertad y de verdad.

El documental de David Naglieri tiene un título sorprendente, pero exacto. Juan Pablo II, paladín de la libertad, liberó un continente de la garra soviética; pero hizo mucho más. En 1992 el francés Bernard Lecomte escribió Cómo el papa venció al comunismo, el libro que fue bien recibido en pleno colapso del imperio soviético, y fue olvidado inmediatamente. La memoria es frágil, los hechos se olvidan con facilidad; dentro de poco se habrá olvidado no solo cómo se las gastaba aquel régimen, sino que existió el comunismo; y las leyes de memoria histórica exigen recordar solo ciertos hechos, y olvidar los demás.

No es este un comentario baladí, porque este Juan Pablo II y la revolución de la libertad, documental vigoroso y apasionado, se toma su tiempo para recordarnos lo que fueron los años ochenta, un mundo próximo pero casi ajeno a nosotros: eran los últimos coletazos de la guerra fría, el mundo estaba dividido en dos bloques, el marxismo parecía gozar de una excelente salud y luchaba -al parecer con éxito- contra el cristianismo. De Polonia, país derrotado en 1939 y en 1945, vendría Juan Pablo II, intelectual y obrero, enamorado de su país, de la historia, de la libertad y de Dios; curtido en mil batallas y con una fe a prueba de bombas, con la sola fuerza del espíritu provocó un seísmo que derribó el telón de acero.

El documental recuerda brevemente cómo comenzó todo, en 1917, en Rusia; pasa por Polonia, da unos apuntes de la biografía de San Juan Pablo II, y la Segunda Guerra Mundial; y se centra en los años 1979-1989. Hay que agradecer la abundancia de imágenes que existen de esos años, que había mucho miedo y mucha resignación, que la Unión Soviética era militarmente indestructible, y muestra cómo ese régimen se hundió sin derramamiento de sangre, en lo que resulta uno de los ejemplos más espectaculares que ha habido del triunfo del espíritu sobre la violencia. Junto a las imágenes de archivo aparecen entrevistas a George Weigel, biógrafo del papa; al cardenal Estanislao Dziwisz, secretario personal de San Juan Pablo II, diversos historiadores y expertos, y también -aunque pasen a toda velocidad- algunos intelectuales de aquella época, luego presidentes de repúblicas independientes.

Resumir en noventa minutos diez años de historia no es tarea fácil, quienes vivimos aquellos años recordamos con emoción esos sucesos, surge el «sí, así fue, lo había olvidado», mérito del guion es no perder el hilo conductor y dar al césar lo que es del césar: fue obra de Juan Pablo II, su gigantesca estatura moral, su liderazgo espiritual, su carisma y -así lo dice Mons. Dziwisz- su intensa vida de oración, permitieron a millones de personas recuperar la libertad.

Naglieri recuerda que el Papa no habló nunca de política, sino de dignidad humana, de libertad y de verdad; recuerda también que advirtió del peligro de olvidar estas verdades en un mundo postcomunista. Los minutos finales son una invitación al examen personal y un inspirado desafío al espectador a mantener ese espíritu de libertad.

Ficha Técnica

  • Fotografía: George Hosek
  • Montaje: Marc Boudignon, Jessica Cowell, Ted Maynard
  • Música: Joe Kraemer
  • Duración: 92 min.
  • Público adecuado: +12 años
  • Distribuidora: Goya
  • EE.UU. (Liberating a Continent: John Paul II and the Fall of Communism), 2016
  • Estreno: 6.10.2017
Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año
Reseña
s
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.