Paranormal Activity

Con poco más de diez mil euros de presupuesto, el director novel Oren Peli se saca de la manga una de las cintas de terror más logradas del año

Paranormal Activity (2007)
Paranormal Activity (2007)

Paranormal Activity: Suspense y terror de vieja escuela

Si es un motivo para la esperanza que un equipo como el Alcorcón pueda bailarle el agua a todo un Real Madrid, nos produce una sensación parecida que una producción modestísima sea capaz de llevarse por delante en la taquilla a los grandes blockbusters hollywoodienses. Esto es lo que ha conseguido Paranormal Activity, una cinta de terror que costó poco más de 10.000 euros y que ya ha superado la barrera de los cien millones de recaudación en Estados Unidos, dejando en pañales a sus «hermanas» Saw VI (25 millones) y Halloween II (35 millones). El regocijo no sería completo si la película en cuestión no mereciese la pena, pero no es el caso, ya que sin llegar a ser un filme sobresaliente, sí que estamos ante uno de los mejores exponentes del género en lo que va de año.

Con un presupuesto tan limitado, la historia también tenía que ser minimalista: Katie y Micah son una joven pareja que vive en los suburbios de San Diego y que tienen la sospecha de que está teniendo lugar algún tipo de actividad paranormal en su casa, especialmente por la noche. Para asegurarse y dejar constancia de ello, se hacen con una cámara con la que registran su vida hasta cuando duermen. Simple, pero efectivo, porque al igual que [REC], es el argumento perfecto para integrar una sola cámara subjetiva en la narración y abaratar los costes de producción. Estamos casi ante la versión madura de El proyecto de la bruja de Blair, en interiores y con trípode.

- Anuncio -

La escasez de recursos ha servido sin duda de acicate para activar el ingenio del director, Oren Peli, que construye un suspense gradual muy bien medido, de vieja escuela, dando protagonismo a los silencios y a los tiempos muertos y fomentando al máximo el factor de anticipación, algo que se echaba mucho de menos en el género. Es capaz de presentarte un plano fijo de varios minutos del matrimonio durmiendo en el que sólo se mueve ligeramente la puerta del dormitorio y, sin que te des cuenta, te encuentras atenazando el reposabrazos de tu butaca o la mano de tu acompañante.

Más floja y más bien poco original es la trama que hay detrás de los acontecimientos paranormales, de la que no desvelaré nada, aunque ya aviso a los propensos a la frustración que está muy poco desarrollada y apenas explicada. Aunque es lo de menos, porque el verdadero propósito del director es mostrar con un gran sentido de la naturalidad, ayudado por unos actores neófitos que entienden perfectamente sus papeles, cómo el día a día de una pareja de lo más corriente es afectado por acontecimientos extraordinarios fuera de su control, y explorar hasta qué punto puede crear tensión e inquietud en el espectador. Y en esto sí que triunfa.


Paranormal Activity (2007)

País: EE.UU. Dirección, Guión, Fotografía y Montaje: Oren Peli Intérpretes: Micah Sloat, Katie Featherson, Mark Fredrichs, Amber Armstrong Duración: 86 m. Adultos Distribuidora: Warner Estreno: 27.11.2009

- Anuncio -