¡Olvídate de mí!: Laberinto Kaufman

Joel (Jim Carrey) se despierta por la ma­ñana y siente el irresistible impulso de no ir a trabajar y tomar el tren para Mon­­tauk. En él conoce a Clementine (Kate Winslet). Aunque no se han visto nunca, los ratos que pasan juntos les recuerdan momentos vividos anteriormente. Entonces, cuando la película lleva veinte minutos, aparecen los títulos de crédito y todo se vuelve caos, confusión y genialidad: existe una empresa que tiene patentado un procedimiento médico pa­ra borrar los recuerdos de una persona. Joel y Clementine no son ajenos a ese proyecto.

¡Olvídate de mí! es un laberinto creado por el guionista Charlie Kaufman (Cómo ser John Malkovich, Adaptation), que vuelve a ex­plorar el cerebro y el alma humana. Hay cierta fascinación en una serie compleja e interminable de encuentros y desencuentros; un resumen de la vida y el romance de la pareja en el que no hay fronteras ni en el tiempo ni en el espacio; una narración fragmentaria y absurda que mantiene una extraña cohesión: la lógica del romance que atrae al espectador y da unidad a un disparate.

- Anuncio -

Una cinta que no es redonda, notable y atractiva como experimento formal, con detalles groseros en tramas secundarias y algunas caídas de tensión y ritmo.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Ellen Kuras
  • Montaje: Valdís Óskarsdóttir
  • Música: Jon Brion
  • País: EE.UU.
  • Año: 2004
  • Distribuidora: Tripictures
  • Estreno en España: 24.09.2004

¡Olvídate de mí! (Eternal Sunshine of the Spotless Mind)

 

Suscríbete a la revista FilaSiete por sólo 32€ al año
Reseña
s
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.