Poltergeist (Fenómenos extraños): Ya están aquí…

Poltergeist es el nombre que se da a los espíritus que mueven objetos, especialmente en una sesión de espiritismo, de ahí que en la versión española se añadiera al título original, entre paréntesis, Fenómenos extraños. Cuenta, sin sorpresas, la pesadilla que sufrió la familia Freeling al mudarse a su flamante nueva casa. Esta fue poseída y se convirtió en lugar favorito para fenómenos paranormales, llegando los espíritus a secuestrar a la hija pequeña.

Poltergeist es una de las más famosas películas de Spielberg, a pesar de que no es suya. Steven Spielberg es el padre de la criatura, lanzó la idea y fue coguionista y productor del proyecto, pero encargó la dirección a Tobe Hooper, el director de La matanza de Texas, hombre que ha dedicado toda su carrera al cine de terror. Fue una buena elección, Poltergeist es una película de terror clásica y, al tiempo, familiar.

- Anuncio -

En efecto, parte del éxito de Poltergeist, ahora «película de culto», viene de la importancia de la familia, una familia norteamericana muy normal: padres, tres hijos. Tan normales que los actores eran desconocidos y lo siguen siendo. Todo lo que vemos lo hacemos a través de sus ojos, al contrario que en la mayoría de estas películas, en las que los efectos especiales se arrojan directamente al espectador, pasando por un montón de cadáveres. Además, en cuanto el terror se desata, la trama se centra en el empeño de todos, en particular de la madre, por salvar a la pequeñina. Sin duda, Poltergeist es una película de género -terror-, pero son pocos los sustos y solo uno es realmente truculento. El resto es apto para casi todos los públicos, en particular para aquellos que no suelen disfrutar de este género.

Además, sello del productor, la película tiene bastante humor. Empieza con la pomposidad del padre, un vendedor, y termina con los expertos en fenómenos paranormales -unos Cazafantasmas-, a pesar de que se los toma muy en serio; la terrorífica traca final tiene, además, mucho de broma.

Poltergeist contó con los mejores efectos especiales que se pudieron conseguir en esa época, y se agradece, pero se agradece aún más que no sean ellos los reyes, sino que la tensión la mantengan los humanos. Es tremendo y antológico el arranque: una pantalla de televisión fotografiada muy de cerca, se ven cada uno de los gruesos puntos que forman la imagen, una niña pequeña, fotografiada de espaldas, la mira fijamente. La misma imagen se repetirá con la «terrorífica frase» mil veces repetida desde entonces «ya están aquí…».

Película de culto, película de género, película de Spielberg -ha tenido dos secuelas y, muy recientemente, un remake, ninguno a la altura del original-, que se sigue viendo muy bien.

Ficha Técnica

  • Fotografía: Matthew F. Leonetti
  • Montaje: Michael Kahn
  • Música: Jerry Goldsmith
  • País: EE.UU. (Poltergeist), 1982
  • Duración: 114 min.
  • Distribuidora en España: Amazon Prime Video
  • Público adecuado: +12 años
Reseña Panorama
s
Fernando Gil-Delgado
Historiador y filólogo. Miembro del Círculo de Escritores Cinematográficos. Ha estudiado las relaciones entre cine y literatura. Es autor de “Introducción a Shakespeare a través del cine” y coautor de una decena de libros sobre cine.